23 de Octubre de 2014
Oct
20

IJI, orgía de tiros y pseudo-rol...¡la hija secreta de Duke y Samus!

Categorías: , ,
Tenía pensado hablar sobre DROD, un juego indi muy querido en la red, pero he descubierto un “lanzamiento” reciente que me ha dejado sin palabras. Hasta ahora siempre me he esforzado por presentaros los juegos de la mejor forma posible, tratando de hacer justicia a su calidad, que creo fuera de toda duda. 

El juego de hoy, IJI, no “necesita” que hable por él; su calidad salta a la vista. Os gusten o no los juegos de acción os recomiendo encarecidamente que le deis una oportunidad. IJI es puro espectáculo y diversión. Y por extraño que parezca, tiene algo interesante que contar. Todos sabemos que los juegos “humildes” tienen la contrapartida de no ser tan “bonitos” como los comerciales, y el caso que nos ocupa no es distinto en ese aspecto, pero a pesar de ello, su carta de presentación, los llamados valores de producción son inmensos. Pero basta de prólogos…adentrémonos en la trágica historia de violencia de IJI…el viaje sin retorno de una joven inocente a la locura…

 

Iji mirando el crepúsculo...¿o es el amanecer? ¿Las subidas sólo suben o también bajan? ¿Cuánta gente en el mundo es capaz de chuparse el codo?

Es un día especial para la familia de Iji, una joven muchacha de pelo castaño. Han ido a visitar los laboratorios secretos donde trabaja su padre. Junto a sus dos hermanos, recorre los pasillos del enorme complejo maravillada por lo que la rodea. De repente, algo extraño le llama la atención; en el exterior, el cielo deja entrever unos brillos misteriosos. En cuestión de segundos, todo se vuelve blanco e Iji pierde el conocimiento.

¿Es Iji una asesina sin escrúpulos? ¿O una víctima de un conflicto ajeno?

Seis meses más tarde, la joven se despierta en una sala del complejo. Está sola, y se siente incapaz de recordar cómo demonios ha llegado hasta allí. Acto seguido será testigo de la desolación que reina ahora en el lugar…unos hombres extraños, enfundados en armaduras exóticas, miran indiferentes los cadáveres de unos científicos a su alrededor. En sus manos portan enormes rifles de aspecto misterioso. ¿Qué está sucediendo? Horrorizada, escucha una voz familiar por los altavoces que cuelgan de las paredes; es su hermano Dan, que rápidamente le pone al corriente de su precaria situación: durante su visita al laboratorio, una raza alienígena conocida como Tasen tomó el control de las instalaciones utilizando un potente rayo calcinador llamado “Alpha strike”. Los únicos supervivientes de la masacre fueron ellos dos y el grupo de investigadores que ahora yacía inerte al otro lado de la puerta. En otras palabras, los Tasen habían asesinado a su familia y a los desafortunados trabajadores que se encontraban en el interior del complejo.

Un confiado Tasen mira las musarañas...¿acabarás con él?

Durante el tiempo que había estado inconsciente, los científicos investigaron la tecnología alienígena con la esperanza de contrarrestar su brutal ofensiva…lo único que habían conseguido era aplicarla sobre un sujeto de pruebas de forma que pudiera “absorber” la capacidad de sus atacantes. Ése sujeto de pruebas, como no podía ser de otra forma, es Iji. Aterrorizada, escucha el terrible relato de su hermano; no les queda más remedio que trabajar juntos y tratar de convencer a alguno de los líderes Tasen para atajar el conflicto de manera pacífica. Aunque sea difícil de aceptar, las nuevas capacidades sobrehumanas de Iji son la única salida de la desesperada situación a la que se han visto arrastrados.

Puede que Iji conserve algo de moralidad, pero sus enemigos no. La dispararán sin preguntar.

El plan de Dan parece sencillo: desde la sala de control en la que está encerrado, guiará a Iji hasta las dependencias del oficial Tasen. Una vez allí, tendrán que convencerle de que cese la masacre amenazándole con avisar a los Komato… al parecer, los Tasen son una raza de delincuentes perseguida por toda la galaxia. Los Komato actúan como una especie de “policía” intergaláctica que tiene a los Tasen en su punto de mira. Si Dan ha interpretado bien las transmisiones alienígenas, los Tasen vinieron a la Tierra huyendo desesperadamente de los Komato. Aunque es arriesgado, e Iji no termina de asimilar todo lo que le cuenta su hermano, se pone en camino.

A veces lo más sensato es bajar la cabeza con humildad...¡o un rayo de partículas de los Komato te freirá en un santiamén!

Y así, con un argumento extremadamente tópico y sencillo, da comienzo una aventura de acción y plataformas que esconde mucho más de lo que aparenta. A pesar de su planteamiento, la historia evoluciona de forma sorprendente. Quizá no sea muy original, pero está narrada con solidez. En ningún momento cae presa de su sencillez; un extraño tono melancólico, debido sobre todo a su protagonista, envuelve esta pequeña paranoia sobre el apocalipsis terráqueo en manos de razas alienígenas “súper-avanzadas”. Poco a poco, se va desvelando la naturaleza de cada una de las dos razas, y las motivaciones que les han conducido a la tierra. Pero lo más sorprendente, es asistir a la evolución del personaje principal: Iji irá curtiéndose a medida que se sucedan los niveles; la violencia que la rodea le irá afectando lentamente hasta convertirla en una sombra de la temblorosa chica que vemos en la introducción del juego.

A veces lo más sensato es dejar que los Tasen y los Komato se peleen entre ellos

 

 Los últimos niveles, a raíz de la locura que se desata en los laboratorios, nos muestran situaciones que son consecuencia directa de los horrores de la guerra: soldados ansiosos por masacrar a los enemigos de su pueblo, las borrosas justificaciones de la moral del sentido común, la crueldad de los poderosos, la obsesión de los que no tienen nada más que el honor… y seremos nosotros quiénes decidamos como afrontarlo. Aunque jugablemente tiene poca relevancia, el transcurso de la historia -las escenas narrativas, los comentarios y actitudes de Iji, la reacción de los jefes- se ve directamente afectado por la forma en la que orientemos la partida: podemos dedicarnos a sacar partido de las asombrosas habilidades ofensivas de Iji y masacrar todo lo que se nos ponga por delante, o por el contrario, tratar de evitar la confrontación salvo que sea absolutamente necesario. Aunque es un camino que no es muy recomendable tomar, la posibilidad de evitar la violencia es algo que siempre me ha gustado en un juego -como la “diplomacia” y carisma de los “neverwinter”-. Aunque probablemente sea más divertido y espectacular disparando a diestro y siniestro, siempre es de agradecer que se den esta clase de oportunidades. 

Hablando se entiende...¿la gente?

 

Puede que la historia me haya cautivado -sólo el Señor Rosa sabe por qué-, pero no le habría dedicado mucho tiempo si no hubiera sido por lo divertido que resulta jugarlo. Estamos ante uno de esos juegos de acción que son puro artificio, simple espectáculo de tiros aderezado con música cañera y efectos especiales “sobredimensionados”. Pero con un detalle importante: profundidad jugable. Más de quince armas distintas, un sistema de desarrollo de habilidades completamente abierto, diferentes caminos para resolver los problemas, dos razas de alienígenas con más de diez tipos de unidades militares al acecho, un montón de extras y búsquedas alternativas… las formas de jugar a Iji son muchas y sorprendentes. 

Lo habitual en los juegos de aventura, y sobre todo en los metroidvanias, es que nuestro personaje vaya ganando habilidades a medida que avanza la partida. Lo malo suele ser que deja un poco de lado la acción para centrarse en la exploración y el uso apropiado de esas habilidades. IJI, por el contrario, es un frenético juego de acción que se mezcla sabiamente con el sistema de crecimiento de personaje. La exploración no es tan amplia como en un metroidvania, pero también está presente. Los niveles son cerrados y “autoconcluyentes”, pero guardan muchos secretos que requieren de un uso imaginativo de las habilidades y las armas. Pero no quiero engañaros, todo el peso jugable se lo lleva la acción -o la ausencia de ella, según como decidas jugar-.

Los enfrentamientos con los jefes son auténticas orgías de destrucción y explosiones gratuitas

Los primeros enfrentamientos os parecerán muy sencillos: todo se limita a intercalar los disparos con coberturas detrás de objetos poniéndose a ras del suelo. Poco a poco, las unidades del ejército Tasen irán subiendo de rango, y tendremos que improvisar nuevas tácticas; cuando por fin entran los Komato en escena y nos enfrentamos a los primeros jefes, las peleas toman un cariz apoteósico. Hacía mucho tiempo que no me divertía tanto con un juego de acción -ni siquiera Noitu Love es tan frenético-, las múltiples combinaciones de armas, la escasa cantidad de los proyectiles más potentes, el sorprendente festival de explosiones y tiros que implica cada enfrentamiento con una figura importante del ejército alienígena… en serio, hacia la mitad del juego, el aprovechamiento de los humildes recursos gráficos, aderezados con una música espectacular, hacen que ver a alguien jugando sea casi tan divertido como controlarlo directamente. Ojalá pudiera poneros algún vídeo de las peleas con los “especialistas” asesinos; son un claro ejemplo de que con poco recursos se puede hacer algo espectacular y divertido. 

La flexibilidad de su jugabilidad se debe sobre todo a las múltiples opciones a la hora de mejorar las capacidades de nuestra joven guerrera: fuerza física, para mandar por los aires a toda clase de enemigos o abrir puertas con campos antibalas; habilidad informática, para “crackear” puertas de seguridad, cajas fuertes e incluso las armas de los enemigos; especialización en alguna de las dos tecnologías alienígenas a nuestro alcance, para poder usar sus armas; los inevitables aumentos de puntos de golpe, reservas y resistencia al daño... todo dependerá de nuestra capacidad para distribuir los puntos sabiamente y guardarlos para cuando aparezcan las “terminales de aumento” a las que es necesario acceder para aumentar nuestro nivel. Afortunadamente, son muy abundantes, y nunca las echarás en falta. 

Algunas explosiones pueden ser menos gratuitas de lo que parece...

Sin embargo, hay tres pequeños puntos negros que han evitado que se convierta en mi nuevo “juego indi predilecto”: es muy corto, a pesar de sus muchos extras -un jugador con experiencia puede completarlo en normal en unas cuatro o cinco horas-; su apartado gráfico, aunque muy resultón, peca de excesiva sobriedad en el diseño de niveles -ya que a pesar de tener unos efectos especiales muy llamativos, la mayor diferencia que veremos entre cada nuevo sector será un cambio generalizado de tono en las paredes-; y la escasa repercusión jugable de tomar la decisión de hacer una partida “pacifista” -con el trabajo que cuesta completar el juego así (ya que al no matar enemigos, las subidas de nivel son mucho más escasas), uno espera algún tipo de recompensa especial-. Son pequeños fallos en un cuadro genial, pero da rabia pensar lo grande que podía haber sido si no estuvieran. En cualquier caso, no desmerecen en absoluto la experiencia general del juego. 

Podría deciros muchas más cosas geniales sobre IJI, como la posibilidad de mezclar armas para crear versiones “piratas” más potentes de las originales, o lo gratificante que resulta descubrir habilidades avanzadas para tomar caminos que a primera vista parecen imposibles... pero creo ya es suficiente. Me parece increíble -como en el caso de An Untitled Story, por ejemplo- que un juego como éste sea ninguneado por su origen independiente. Yo estaría más que dispuesto a pagar por él: sus cinco horas de diversión no me las ha dado un juego comercial desde hace dos años. 

Mi valoración final: 9’5

DESCARGA

(NOTA IMPORTANTE: Si queréis jugar a IJI en su máximo esplendor, bajaros la BSO de alta calidad; el juego gana muchos enteros con esas canciones, y bajarlas y copiarlas en la carpeta "music" del juego sólo lleva unos minutos)

PÁGINA PRINCIPAL DEL AUTOR

Trailer del juego:

Para ver este video es necesario tener JavaScript activado y el plugin Flash instalado en el navegador.

4.714285
Valoración media: 4.7 (7 votos)

11 Comentarios:

Este lo llevo viendo hace

Este lo llevo viendo hace bastante tiempo pero aun no lo he probado. -porque juego bastante al Castle of Elite-

Un sludo y 5 estrellas ;)

No lo conocia (vaya una

No lo conocia (vaya una novedad X-D) pero si que me ha atraido mucho por lo que has dicho.

Cuando leía el argumento pensaba que esta algo manida a estas alturas, pero si realmente da esos giros inesperados que hs comentado...

Lo de los gráficos siempre suele quedar en segundo plano si la jugabilidad es buena, y por lo visto es lo mejor del juego.

Te diría que lo voy a probar, pero teniendo en cuenta mi pc-lavadora lo veo dificil :S

5 estrellas, gran entrada. 

IJI.

Otro buen análisis por tu parte. Este no me llamaba mucho la atención por las capturas pero tras ver el video he comprobado que las animaciones son muy buenas. Parece que ha sido creado con mucho mimo y da rabia que juegos que de verdad merecen la pena caigan relegados al olvido mientras que auténtica bazofia "adorna" las estanterías de las tiendas.

PD: Me da una pereza increíble jugar en el ordenador y sería genial si hubiera forma de poder pasar estos juegos a una flashcard para Ds pues así jugaría a la mayoría de los juegos que analizas...

@Zerael.

Pues bien, haciendo acopio de valor y ganas me he descargado el jueguecito y la música en buena calidad. Bien, lo primero que me he encontrado es idioma en inglés (no me causa ningún problema aunque mi nivel es el de un alumno de secundaria...), está guapo el juego, cuando le metes un escopetazo a un enemigo es un lol X-D.

Pero me podrías decir cómo diantres se guarda partida...

PD: He elegido el modo de deficultad HARD, porque yo lo valgo X"""""D.

@ *

@ Ellolo: Ahora que dices eso...se me ha olvidado añadir algún que otro dato sobre el creador. Bueno, supongo que analizaré más juegos suyos, así que en otra ocasión. A mí el COE no me terminó de enganchar ^^u

@ Shaiya: Sí, el argumento parece bastante tópico al principio, pero hacia el final, cuando las cosas se van de madre, está muy bien llevado. Quizá el argumento en sí no sea tan bueno como el desarrollo del personaje principipal -la evolución de su carácter, dicho claramente.

Por lo que sé de tu ordenador carrasca -vamos, por lo que has dicho por los blogs- puede que no mueva el juego con la BSO de alta calidad. Aún así dale una oportunidad. Menchi te lo agradecerá.

Si no probáis IJI, seré triturado por el divino estómago de Excel

@ Chouza: En movimiento es un espectáculo...no lo había pensado, pero las screenshots no le hacen justicia. Bueno, espero que más gente venza la pereza y mire el trailer ^^ Y sí, más juegos como este deberían llenar las estanterías.

Uf, anda que no he pensado veces eso mismo. Me encantaría ponerme algunos de mis juegos predilectos en la PSP para darles caña en los eternos viajes en metro. Pero bueno. 

Por soñar que no quede... un SO para juegos indi Rolling Eyes  "The indie Operational Center" o algo XD.

La de chorradas que dice uno al acabar el día ^^u

EDITO: tb para Chouza: Para salvar tienes que completar un sector -un nivel, vamos. Ole tus güevos ^^ Si te lo pasas en Hard te darán más "golosinas" al acabar el juego. Si lo consigues ya me dices. Yo ahora estoy tratando de pasarlo en modo "pacifista". Me estoy llevando algunas sorpresas.

 

@**

Dime: ¿Cómo se guarda el progreso?

Gracias. LMAO

Joder.   por qué no

Joder.

 

por qué no lo programan para mac?

 

como te lo curras primo.

Este pinta cojonuda

Este pinta cojonuda también. Supongo que por el planteamiento aunque algo mas superficiales se puede relacionar al Abuse (Un juego de plataformas de acción) y con historia parecida ¿Te suena? 


@ *

@ John Carca: Pues la verdad es que es algo que nunca miro. Seguro que hya más juegos indi por ahí que se desarrollan para más pltaformas. Si no lo puedes jugar por eso, es una pena. Creo que te gustan los juegos de acción -o eso me ha parecido por lo que he leído en tu blog- y este tiene tiros que ríase usted del pateaculos interestelar por excelencia.

 @Logan: Sí, jugué un poco cuando era pequeño, pero no me gustaba demasiado. Supongo que estaba demasiado obnubilado por el doom ^^.  Te aseguro que el IJI merece la pena. Es lo mejor que he jugado en muuuucho tiempo. El tercer mejor juego (puede que el segundo dado el escaso público del Nethack) que hay en este blog.

Saludetes para todos Very Happy

HELL, YEAH!

Gran análisis del juego. Una preciosidad como pocas que existen hoy día y con un factor adictividad enorme para los coleccionistas de retos como un muy humilde servidor. Hace no demasiado tiempò, Daniel Remar, magno creador de tan genial juego liberó la versión 1.3 del juego, la versión final en la que ha corregido los escasos bugs que tenía la versión 1.0, añadió un arma nueva ("Massacre" se llama y sólo se puede conseguir en una partida pacifista XD (NdD: Su nombre es irónico, en cualquier caso XD)), añadió la posibilidad de lograr una partida COMPLETAMENTE pacifista (en la primera versión tenías que matar a al menos dos enemigos), nuevas escenas (I love Ansaksie & Vateilika :3), nuevos logs (haz una partida pacifista e irás recibiendo mensajitos de Ansaksie...)... como sea, es tan o más genial que la primera versión. Los posters es un cachondeo digno del más obsesivo de los jugadores (por ejemplo, yo XD) y el sector Z es un gran homenaje a los juegos más clasicotes. Además, la Banana Gun y, sobre todo, el Scrambler (existentes en la primera versión) le quitan toda la seriedad al juego cuando lo consideres necesario XD (matad a Yukabacera, conseguid el Scrambler y volved a empezar a jugar. Una vez activado en el menú, veréis las conversaciones más surrealistas jamás leídas XDDD (las de Asha son ANTOLÓGICAS XDDDDD)). En fin, que me gustó el juego y haber leído una tan buena referencia a él por internet. Mis saludos ^_^

Curioso, Acció y

Curioso, Acció y plataformas, argumento interesante, dificultad muy elevada... si no fuera por las mejoras de armas y personaje, diría que me recuerda al clásico Another World