24 de Noviembre de 2017
Abr
27

Sueños

Categorías: 

Los sueños son una cosa muy extraña. Todos soñamos, pero poco se sabe de ellos. Es curioso como sueñas cosas con las que has estado pensando, con las que estás obsesionado, con cosas que te han pasado, con lo que deseas, con tus miedos, etc... Impresionante cómo el cerebro mientras estamos durmiendo saca cosas de un sitio y otro de la memoria y "se inventa" historias y lugares a veces sin coherencia, y las cambia sobre la marcha y mejor aún, como si estuvieran en una memoria RAM, se esfuman cuando despiertas y raramente te acuerdas de lo que has soñado al cabo de uno minutos. A veces te despiertas en mitad de un sueño por la noche, pero te duermes enseguida y con "suerte" el sueño continúa o comienza uno totalmente distinto.

 

¿Estoy soñando?

Otra de las cosas curiosas es cuando estás a punto de despertar que ya estás medio pendiente del despertador, o si no, estás receptivo al sonido del aparato, y dentro del mismo sueño te preguntas... ¿pero qué coño está pasando aquí? Parece que la conciencia está despertando y algunas cosas "ilógicas" las trata de "ordenar" de una manera "lógica". Es en esos momentos cuando la conciencia puede despertar aún más y te puedes llegar a dar cuenta de que estás soñando, y cuando te das cuenta es cuando decides si "imponer la lógica", acabar el sueño por levantarte, o continuar el sueño, o "alterarlo" a tu antojo. Desgraciadamente poquísimas veces suele ser lo último, porque normalmente en el momento en el que te das cuenta de que estás soñando suele ser hora de levantarse.

 

Estímulos del exterior

Curiosamente también es en estos momentos cuando los estímulos del exterior intervienen en los sueños, sobretodo los estímulos auditivos: que se escuche una radio con noticias, un teléfono, una discusión, el lloro de un bebé, eso se traslada al mundo de los sueños de las más variadas formas, y siempre relacionado contigo. Por ejemplo, si tienes un hermano, sobrino, hijo, primo, etc... que ha nacido hace poco, al escuchar un bebé llorando si la mente decide trasladarlo al sueño, entonces es probable que aparezca dentro del sueño tu hermano-sobrino-hijo-primo o lo que sea que está llorando. Aunque no hace falta que sea un familiar, la mente puede preparar al instante situaciones de lo más inverosímiles incluso respecto a lo que se estaba soñando justo antes del lloro. Esto se ve mucho en las series en las que se ve a un personaje soñando y se oye que le llaman dentro del sueño y resulta que le llaman para que se despierte.

 

Localizaciones de los sueños

Otro detalle de los sueños es cómo la mente crea ciudades, y dentro del sueño se asume que es una ciudad que existe realmente. A mí me ocurre que sueño con un lugar extraño que pretende ser una ciudad de las que conozca (por ejemplo Valencia), y los edificios algunos son de la ciudad, otros se parecen, el mobiliario urbano, los autobuses, etc. son iguales o del mismo estilo que los reales pero no están en la disposición "real", al igual que las calles y avenidas, casi totalmente inventadas en muchas ocasiones. Digamos como si fuera una ciudad inspirada en Valencia, pero que no lo es. Y aún así, dentro del sueño se asume como verdad que es Valencia. Aunque es cierto también que he tenido sueños en lugares reales, con todo en su sitio milimétricamente, aunque luego despierto no seas capaz de por ejemplo dibujar esa misma ubicación de memoria.

 

Volar en sueños

Uno de los sueños extraños que he tenido ha sido que podía volar. Supongo que casi toda la humanidad ha soñado alguna vez con estar volando. Pero extrañamente no podía subir más de 10 o 20 centímetros, como si volara a ras. Alguna vez sí que he ganado altura volando en sueños, pero parece que tengo vértigo hasta en sueños.

 

Eres el protagonista de tu serie favorita... a veces

Hay veces que sueño con series, que soy uno de los personajes o que me cuelo dentro de la serie, pero curiosamente muchas veces es cambiando todo el contexto y también "otros personajes" (lo que dije que el cerebro pilla un poco de aquí, otro de allí, y lo mezcla así al tun tun). Uno de los que más se repetía (o el que más "recuerdo") cuando era un niño de guardería era con los personajes de Ulises 31. Hoy en día cuando veo una serie que me gusta mucho y me paso rato pensando cómo continuará, en lo que ha pasado, en lo que debían pensar los personajes, etc... es cuando sueño con ella, ya sea participando en el sueño o haciendo de espectador. Ésa es otra, en los sueños no siempre "participo", a veces soy un mero espectador que veo cómo se desarrolla todo como si estuviera en el sofá viendo una película, pero estando dentro de ella.

 

Sueños (...¿premonitorios?) y déjà vus

Alguna vez he soñado con cosas que luego me sucedieron de verdad. Podríamos llamarlos sueños premonitorios, pero más bien sería que esperaba que pasara algo y ocurría. Aunque muchas veces es verdad que lo que sucedía pasaba igual que en el sueño, con las mismas palabras. Y no, no eran dejavus, pero también he tenido dejavús.

Los dejavús son más misteriosos aún que los sueños. La sensación de que has vivido exactamente la misma situación que estaba sucediendo, desde tu mismo punto de vista, es una sensación muy extraña. A mí me ha pasado bastantes veces, sobretodo de pequeño en los recreos cuando iba al cole. Fue en uno de esos recreos cuando tuve una sensación de dejavú muy exagerada. Estaba jugando a futbito y ocurrió una jugada, concretamente un compañero tiró a puerta pero el balón pasó muy pero muy por encima de la portería. Esa jugada entera, los gritos de los niños, incluso de los que estaban jugando fuera del campito, la posición y los movimientos de todos los niños, incluso desde dónde estaba mirando y qué estaba haciendo en ese momento, todo era exactamente igual a... ¿a qué? Lo viví, pero ¿cuándo? ¿Lo soñé ese mismo día? Ese día no recordaba haber soñado nada. He tenido unos cuantos dejavús, pero como ése ninguno.

 

¡Me lo he pasado en difícil!... ¡ni en sueños!

Por supuesto, los videojuegos también entran en mis sueños. Pocas veces es que yo sea el protagonista del juego o un secundario, o un "extra" que se ha colado en el juego. Lo que más he soñado era que jugaba. Uno de los juegos a los que jugué en sueños fue al tetris. Sí, una partida de verdad, mi cerebro se había convertido en una consola y además en jugador de ella. Es que era clavao en todo. También he soñado con juegos musicales (DDR o PIU), que me intentaba pasar una fase algún juego, que no recuerdo ahora... Lo curioso es que he soñado más veces con juegos "de puzzles" (Puyo Puyo, Tetris, Columns, Puzzle Bobble...) que con otros juegos, cosa un poco extraña. Eso sí, me convertí en un emulador perfecto en esos sueños.

No me acuerdo... si pudiera grabar los sueños...

Como comenté al principio, pocas veces recordamos nuestros sueños, ya sea por las prisas del día a día, o por no prestarles mucha atención cuando te levantas, tan reales que parecían, tan rápido se esfuman de la memoria, quedando sólo algún rastro perdido en la memoria que ocasionalmente puede hacer recordar el sueño por algo que estuvieras haciendo en la realidad que recordara a algo de ese sueño (un objeto, un lugar, una acción...).

Para esto vendría bien tener una máquina que pudiera grabar nuestros sueños, pero para eso aún quedan unos cuantos años, aunque ya hay algunos progresos, como el de unos científicos del instituto Riken, que han conseguido extraer imágenes directamente del cerebro (aunque por ahora de poquísima resolución, en blanco y negro y "borrosas").

Bueno, creo que ya he escrito demasiado, sobretodo para el que lo intente leer de golpe. Así que así lo dejo, aunque esté todo un poco desorganizado, pero así son los sueños y bien que nos gustan, ¿no? ¿Soñáis mucho o poco? ¿Os acordáis de vuestros sueños? ¿Qué es lo que más habéis soñado?

5
Valoración media: 5 (6 votos)

5 Comentarios:

Genial entrada

Leyendo cada apartado me han venido a la memoria todas las veces que me han ocurrido cosas similares. Te contaré una bastante curiosa:

Estaba con mi hermana viendo la tele y yo me quedé dormido en el sofá. Bien, pues soñe que estaba en una piscina con la hija de Carlos Arguiñano y estabamos comiendo unos tomates a la sartén condimentados con no sé qué historia... Cuando me desperté le dije a mi hermana "joder menuda chorrada acabo de soñar". Se lo conté y se empezó a partir de risa. Resulta que, mientras yo dormía, ella estaba viendo el programa de Arguiñano. Estaba cocinando unos tomates a la sartén y no paraba de decir que a su hija esa receta le encantaba.

No deja de ser curioso, como bien dices, la forma en que los estímulos exteriores nos afectan cuando estamos soñando. De hecho, todo lo que comentas en la entrada es muy interesante. Me reservo una máquina de esas cuando consigan inventarla (que no me parece nada descabellado y seguramente se consiga algún día)

Un saludo y 5 estrellazas, me he entretenido mucho :)

Baalard, Relatos de Suburbia.

Muy bien

Muy buena entrada. Yo en su día escribí algo parecido llamado ¿Por qué soñamos?, si te apetece léelo, es también interesante.

Un saludo,

NKLASS

Excelente entrada ^^ Es

Excelente entrada ^^

Es curioso como todo lo que nos afecta en nuestra vida, y los estimulos exteriores cuando dormimos, afectan a lo que soñamos.

Respecto a volar, yo he soñado docenas de veces que vuelo, y muyyyy alto, es uno de mis sueños favoritos :)

Lo peor de todo son ciertas pesadillas, que mal se pasa...

5 estrellas, y decirte que el dia 27 fuiste portada del dia, pero no pude entregar las medallas, asi que te la dejo aquí :)

Me encanta este tema.

Me encantan los sueños, es un tema que me interesa muchísimo. Hace tiempo lo investigué por internet, y aprendí un poco más de ellos.

Por ejemplo, una forma para recordarlos perfectamente és, nada más despertarte, tener una libreta a mano para apuntarlo todo. La próxima vez que la lees, lo más seguro esque ya no lo olvides. También para tener sueños que puedes manejar, esos sueños,que como ya has dicho, te das cuenta de que es un sueño pero sigues soñando. En ese momento, puedes controlarlos a tu antojo.

Para recordarlos y manejarlos leí en internet que lo que hay que hacer és, antes de dormir, mentalizarte de lo que quieres hacer. Por ejemplo, pensar: "voy a soñar y lo voy a recordar, voy a soñar y lo voy a recordar...". Nunca lo he intentado... aún (lo de apuntar  en una libreta el sueño lo hice una vez, y recuerdo el sueño perfectamente, volví a leerlo hace poco y me sorprendí que recordaba hasta el lugar donde ocurrió).

Los dejavus si que no los entiendo en absoluto, y cuando tengo uno siempre me quedo sorprendida. Algún día tendré que investigarlos... quizá hoy lo haga.

Lo de volar también es interesante. Yo muchas veces puedo volar, en plan Super Nena (no se por qué, cuando vuelo suelo pensar que lo soy...) y tampoco puedo levantarme mucho del suelo. Es entonces cuando me lo propongo y con todas mis fuerzas consigo volar más alto. También me pasa que quiero correr pero no puedo abanzar, suelen perseguirme perros grandes.

Y sobre lo que dices de los videojuegos, yo lo que sueño esque soy un personaje de RPG o acción, y lo sueño muy amenudo. El otro día fue curioso, yo era el personaje, pero a la vez yo sabía que tenía el mando... entonces alguien me quitaba el mando, y entonces no podía hacer lo que yo quería, pero seguía siendo el personaje. No sé, ¡algo muy raro!

Sobre los paisajes, sueño siempre que estoy en un lugar conocido, pero nunca es igual a la realidad. Se inspira por ejemplo en mi pueblo, o en mi ciudad, o en alguna casa, pero es raro.

Y bueno, ya debería dejar de hablar, soy algo pesada, ¿no?. Como me gusta tanto este tema... me cuesta parar.

5 estrellazas por tu gran entrada, que además es muy interesante.

¡Saludos!

¿Portada del bosque dormido? ¡Gracias!

Gracias Shaiyia por la medalla. Me hace mucha ilusión, conocía tu blog y sabía lo de las portadas del día, semana y mes, pero no creía que mi entrada pudiera ser portada del día Smile

Por cierto, me gusta la medalla mucho, sobretodo porque el Final Fantasy 7 es mi juego predilecto y me encantan sus personajes (y la historia en sí).

, gracias por tu apunte sobre recordar los sueños. Hace tiempo leí algo parecido, que nada más levantarte repasaras mentalmente el sueño o lo escribieras para que no se olvide. Creo que en alguna parte leí que con lo escrito de los sueños que has tenido podrías tener inspiración para crear una historia.

Lo que dices que te pasa cuando sueñas que vuelas que si te lo propones con fuerza vuelas alto me pasa a mí. Además, no sé si te pasa que la sensación que tienes del esfuerzo es parecida a cuando "haces fuerza" mentalmente para recordar algo.

Lo del dejà vú más o menos sé cómo va porque lo leí en una revista hace tiempo, en la Wikipedia explican eso. bastante bien. De todas maneras es una cosa tan impactante que por mucha explicación que tenga no deja de ser sorprendente.

Después de publicar la entrada pensé en editarla para escribir también sobre hablar en sueños y/o del sonambulismo. Pero como no se me ocurrían muchas cosas, aparte de que me ha pasado lo de hablar en sueños y que me hace gracia cuando lo hace mi mujer, lo dejé estar. Puede que algún dia haga una entrada de esto porque también hay algunas anécdotas interesantes, y además el tema lo separaría entre hablar en sueños y hablar dormido, que son cosas distintas.

Lo dicho Jen_Maduixa, gracias por tu comentario, y para nada te haces pesada, me gusta leer a la gente y sobretodo cuando escribe bien y organizadamente.