24 de Noviembre de 2017
Jun
17

Ace Combat Infinity - Impresiones personales

Categorías: , ,

Cuando dijeron que saldría un nuevo Ace Combat me alegré, por una parte por que soy un gran forofo de la serie desde tiempos de la primera PlayStation, y por otro lado por ver si desde Project Aces se resarcían un poco y retornaban a los orígenes tras ese semi chasco que me llevé con Ace Combat Assault Horizon. Sin embargo tras conocer el detalle de que este nuevo juego sería un Free To Play me empecé a preocupar. Namco ya lo había intentado antes con Tekken y Soul Calibur cuyas experiencias jugables no me habían acabado de convencer del todo, así que esperaba que con una serie como Ace Combat no la acabaran de pifiar mucho.

Si bien al principio estuve un poco reticente de probar Ace Combat Infinity finalmente decidí dar el paso, quizás encontraba algo bueno. Y sí, algo bueno hay en este título pero también cosas no tan buenas a mi parecer.

Empecemos por lo bueno. Al menos en este juego el control de los aviones es el clásico, adiós a ese método tan arcade y casi guiado de Assault Horizon, no hay fijaciones automáticas para seguir al objetivo si no que se hace al modo artesanal de mover el stick para no perder la pista. El control es bastante bueno y preciso, puediendo alternar entre uno asistido y otro más libre y de simulación, los movimientos son suaves y la física igual que siempre, vamos, que si te pasas de frenada notarás como tu aeronave cae en pérdida y hay que vigilar no colisionar contra otros objetivos o parte del escenario. En resumen, es más cercano a lo visto en Ace Combat 6 Fires of Liberation y las entregas de PS2.

En modos de juegos los Ace Combat nunca han ido muy sobrados pero lo han suplido la mayoría de veces con un genial modo campaña o historia que relatara un buen argumento y deparara sus buenas batallas con variedad de objetivos, incluso a veces con diferentes posibilidades de superarla. En Infinity la Campaña la forman, de momento, una seis misiones que te deja jugar libremente las dos primeras, a partir de la tercera toca conseguir créditos para desbloquearlas y no son pocos los que piden. Está claro que se ha planteado así para alargar la experiencia de juego pues si todas las misiones son como las dos iniciales la Campaña ser haría muy corta. En cuanto a las misiones poco puedo decir habiendo jugado sólo dos de seis, pero sí que podría afirmar que argumentalmente no parecen nada del otro jueves y son bastantes flojas.

La otra modalidad es el online, quizás el núcleo del juego pues es donde se obtienen en mayor cantidad los créditos necesarios para adquirir misiones del modo Campaña, aviones nuevos, piezas y mejoras, insignias. De todos modos ese online es bastante simple. Se basa en un combate por equipos pero contra máquina, es decir, hay dos bandos que compiten entre ellos para a ver quien derriba más objetivos y así hacer más puntos, quien al final de la misión tenga más gana. Aunque se supone que en ellas los miembros del equipo han de cooperar para obtener mayor puntuación a la hora de la verdad es un "sálvese el que pueda", cada uno va a lo suyo, a su bola, y si pueden quitarse objetivos que tienes enfilados te los quitan. Quizás lo peor de este online que he experimentado es que a veces cuesta horrores empezar una partida rápido, hasta que todos los jugadores no están presentes y han hecho la adecuada preparación de sus naves el tema no empieza.

Las microtransacciones, o el método en que Namco te saca los cuartos, viene en forma de combustible para volar y los contratos de piloto para hacer más puntos. Lo del combustible es lo primordial, pues a cada vuelo que hagas en la Campaña o en el modo online se te requerirá el uso de una unidad, y al empezar tendrás tres en suministro y diez almacenadas. Puedes usar unas u otras, como se desee, pero llegan a acabarse y para recuperarlas puedes pasar por caja o esperar unas cuatro horas para recibir el suministro de una unidad de combustible. También tiene por ahí, por unos 15 Euros, el desbloqueo total y para siempre del modo historia sin que tengas que comprar cada misión con créditos ganados en el juego.

Para terminar hablaré de los desafíos, retos que te plantean para que los cumplas en misiones offline u online que te dan recompensas como créditos, combustible, insignias, que en cierto modo es un buen aliciente para picar al jugador a seguir surcando los cielos con su avión que además puede mejorar y subir de nivel a medida que lo use.

Ace Combat Infinity no es un mal Free To Play, el DLC no es imperativo si sólo quieres echar unas partiditas al día y al menos regresa a la esencia de los Ace Combat clásicos. Personalmente hubiera preferido un juego de los de siempre, pero siendo gratuíto tampoco hay que pedir peras al olmo.

4.5
Valoración media: 4.5 (2 votos)

2 Comentarios:

Interesante, no sabía de

Interesante, no sabía de que había un Ace Combat gratuito. Nunca he tocado la saga, pero quizás sea un buen momento para hacerlo.

Ace Combat era una saga

Ace Combat era una saga futurista e imaginativa, con momentos épicos de adrenalina arcade y una banda sonora cuanto menos destacable. AC: Assault Horizon rompió todas esas cualidades y lo convirtió en algo con hedor a juego genérico, incluso me atrevo a decir que con aire a shooter del montón. AC: Infinity no parece solucionar todos los problemas que se han sacado de la manga ellos solitos, aunque sí admito que se aleja del fiasco que resultó ser el anterior (que esté el Agaion siempre ayuda), no creo que la vuelta a los orígenes haya sido total. Me dolió bastante lo que hicieron con Assault Horizon, sobretodo siendo una de las sagas que más me han divertido, especialmente el 3 en PSX y el 6 en Xbox 360, y desde entonces miro su futuro con ojos escépticos.