24 de Noviembre de 2014
Abr
21

Análisis: Fez

-
He de admitir que a priori me ha sido difícil el simplemente encasillar a este Fez como videojuego, pues más bien es una experiencia. No obstante, una vez me quité la venda de los ojos, pude ver lo que es Fez realmente, y lo que nos puede llegar a aportar. Y es que no es oro todo lo que reluce. Los de Polytron han hecho lo que hacen los de Bungie en sentido literal: cegar al jugador, sumado a mostrarles sus virtudes y esconder disimuladamente sus no pocos defectos y carencias debajo de la alfombra.
-
Fez
-
Este videojuego contiene los clásicos elementos que convierten en título de culto gafapastil a lo que realmente es un videojuego más bien mediocre en el plano jugable. A saber: juego indie, bucólicos escenarios y/o apartado gráfico "original" o retro, apartado sonoro que no le va a la zaga, y puzzles bastante crípticos con mucho oscurantismo alrededor de los mismos. Y mindfucks. Muchos mindfucks.
-
Habiendo dicho esto, las similitudes entre este Fez y otros títulos como por ejemplo Braid son más que evidentes. De hecho, creo que puedo afirmar sin temor a equivocarme que Fez es el Braid del presente año, 2012. Pasad a este análisis si queréis saber más. Y si no... deal with it.
-

-
Historia/Argumento: El argumento de Fez es sospechosamente similar al de FlatLand, una novela satírica de 1884 de Edwin Abbott Abbott. Los jugadores manejan a Gómez, una criatura de 2 dimensiones que vive en un mundo de 2 dimensiones, o eso cree él.
-
Cuando al recibir la visita de un cubo que habla en un idioma desconocido para él, este le entrega el fez -ese gracioso sombrerillo que siempre asociamos con alguien marroquí- , y con él descubre la existencia de una misteriosa tercera dimensión. Pero algo sale mal, y el cubo se rompe en muchos pedazos. Gómez debe recuperar los trozos del cubo en una aventura que lo llevará más allá de los confines del espacio y el tiempo.
-

-
Gráficos: El juego usa un apartado gráfico con un marcado aspecto de 8 bits. Los escenarios son bastante coloridos y variaditos entre sí, y el diseño de la mayoría de los mismos es vertical. Toda la acción transcurre en una especie de islas flotantes con forma de torres, interconectadas entre sí.
-
Fez
-
Los personajillos y demás criaturas que habitan los desolados e inhóspitos parajes de los que hace gala Fez no están mal, aunque la única interacción que podemos realizar tanto con ellos es simplemente hablar. 
-
La gracia del juego está en que el movimiento de Gómez está restringido a un plano estrictamente bidimensional; pero llegado el momento obtenemos la habilidad de rotar los escenarios a voluntad en aumentos de 90 grados, para poder avanzar por los mismos y llegar a sitios inalcanzables previamente. 
-
El diseño de los escenarios influye directamente en la jugabilidad, pues el juego hace uso y abuso de las ilusiones ópticas muy al estilo de las del difunto artista gráfico M. C. Escher
-
Fez
-
Además, los escenarios poseen ciclos de día y noche y otros elementos móviles que están de atrezzo, y son bonitos. Por si no fuese poco, al completar el juego por primera vez obtendremos la posibilidad de ver los escenarios en primera persona, y al completarlo por segunda vez podremos ver el juego en 3D estereoscópico.
-
Gráficos: 8
-

-
Sonido: La mayoría de las composiciones que podremos oir en este título suelen ser alegres, algo acorde con el apartado gráfico del juego. No obstante, hay ciertas secciones que son espeluznantes. La estética infantil del juego se entremezcla con melodías -y escenarios- realmente deprimentes, y que llegan a acojonar al jugador incluso a sabiendas de que no hay ningún tipo de enemigo, y está presente una total imposibilidad de muerte en el juego.
-
Pero más acojonante es aún el hecho de que los desarrolladores del juego hayan insertado imágenes ocultas en los propios archivos de audio. Imágenes acojonantespatrones numéricos¡masonería, Jesucristo crucificado, e incluso el jodido John Locke de perdidos!
-
Al margen de estos mindfucks bastante importantes, la banda sonora de Fez es simplemente notable. Eso sí, debo ser honesto y reconocer que flipé bastante con las dos habitaciones oscuras, de plataformas rosas que aparecían y desaparecían al ritmo de la música
-
Sonido: 7
-

-
Jugabilidad: Como bien dije al comienzo de la entrada, la jugabilidad de este Fez es asombrosamente simple. Nuestro objetivo es básicamente ir buscando cubos, y trozos de cubos por los escenarios. 
-
Fez
-
Para poder avanzar por los mismos deberemos hacer uso y abuso de la habilidad que Gómez posee desde el momento en el que el gran cubo gigante le otorga el fez: rotar los escenarios a voluntad en ángulos de 90 grados para poder avanzar por los mismos, pues el movimiento de nuestro personaje está restringido únicamente a un plano bidimensional.
-
Y ya está. Esta es la premisa de la que parte Fez. Huelga decir que tampoco hay ningún tipo de enemigo, y tampoco podemos morir.  
-
De forma similar a la del Prince of Persia de 2008, si caemos al vacío o "morimos" al caer desde una altura enorme, reapareceremos en el último punto de tierra firme que hayamos pisado. Esto hace que, pese a que los escenarios podrían ser considerados puzzles per se, en última instancia avanzar por los mismos se reduzca a un mero ensayo y error. 
-
Fez
-
La gracia del juego, y de ahí que lo considerase como a una experiencia, está en la gran cantidad de elementos que hay en los escenarios, que pueden ayudarnos a resolver otro tipo de puzzles. Y es que, en boca de los propios desarrolladores, este es un juego al que hay que jugar con lápiz y papel, realizando nuestras propias deducciones y averiguaciones, y como si no existiese internet aún.
-
Los escenarios nos "hablan", y en ellos veremos cosas realmente crípticas que a priori pensaremos que están simplemente de atrezzo, pero incluso el elemento más nimio e insignificante puede llegar a ser un elemento fundamental para la resolución de un puzzle. 
-
No me andaré con rodeos e iré directo al grano; el juego usa su propio lenguaje, de "cubos", y podremos descifrar su sistema numérico y su alfabeto, y crear nuestra propia piedra Rosetta si realmente nos lo llegamos a proponer. O, qué coño, podemos tirar de internet, y santas pascuas. Con este lenguaje podemos resolver ciertos tipos de puzzles, que consisten en pulsar combinaciones de botones en ciertas estancias, pulsar combinaciones siguiendo el ritmo que el mando usa vibrando, colocar bloques y cajas en un determinado orden, et caétera.
-
Fez
-
Al margen de la propia rotación "manual" que podemos hacer de los escenarios, algunos de ellos ganan un poquitín de complejidad al tener que estar pendientes también de otros elementos del propio escenario que hace que el mismo no rote, o que ciertas partes del mismo roten de forma individual, tapando puertas, cofres, u otros secretos.
-
El mundo del juego está organizado de una forma muy similar a la de Metroid, con habitaciones conectadas entre sí. Hay también un mapa bastante útil si no queremos perdernos -cosa desgraciadamente bastante habitual al ser los escenarios de una misma zona tan similares entre sí- y que nos muestra si hemos completado todas las tareas por hacer en cada habitación. 
-
Jugabilidad: 6
-

-
Diversión/Otros: Podemos completar el juego por primera vez (obteniendo 32 cubos en total entre cubos estándar y anticubos) puede llevarnos una tarde, o incluso menos, sin tener que recurrir a internet y lo más seguro que sin ni siquiera darnos cuenta de muchos de los pequeños detalles que he mencionado anteriormente.
-
Fez
-
A partir de aquí, encontrar los otros 32 cubos, y los 3 cubos rojos, puede durarnos lo que nosotros queramos. Depende de nuestra inteligencia e ingenio... y de nuestra paciencia, pues podemos tirar de internet siempre que queramos.  
-
Los alicientes para la rejugabilidad son escasos, pues pese a que al obtener 32 cubos el logrito de marras salte diciéndote que te has "pasado" el juego, yo no lo consideraría como tal. Una vez llegado a este hito, obtienes la vista en primera persona, esencial para seguir encontrando cubos y combinaciones y contraseñas ocultas en los escenarios. 
-
Lo cierto es que este Fez peca bastante de querer ser lo que realmente no es, ni llega a ser. Vale que los detallitos como por ejemplo la inclusión de las crípticas, tenebrosas y acojonantes imágenes sean curiosos, pero es eso, no dejan de ser una curiosidad. Por no hablar de un par de referencias a la cultura pop, o de que para resolver algunos puzzles debas usar un puñetero smartphone o similar para leer un código QR.
-
Fez
-
Estas cosas no hacen que Fez sea mejor juego. Son simplemente curiosidades, y ya. Pese a que al principio, durante los primeros compases del juego me quedé alucinado sólo con la posibilidad de poder rotar los escenarios, y a posteriori flipé aún más con esta atmósfera de oscurantismo y criptología que hay alrededor del juego, realmente sólo estaba raspando la superficie del producto.
-
Una vez completado el juego, debo decir que realmente no me parece para tanto. Es un claro caso Braid, pretencioso -e incluso pedante-, que quiere ser más de lo que realmente es, pero que el público tan minoritario hacia al que está enfocado lo considerará una obra de culto y hablará de él hasta la saciedad.
-
Diversión/Otros: 5
-

-
Nota Final: (8 + 7 + 6 + 5)/4= 6,5
-
Conclusión: Fez es un juego entretenidito, pero que se sustenta demasiado de su propia mitología, pues en el plano jugable hace aguas por no pocos sitios precisamente. Si te atrae el género, adelante. Si esperabas un juego de plataformas u otra cosa similar, olvídate de este juego.
-
3.666665
Valoración media: 3.7 (3 votos)

2 Comentarios:

Yo lo que he sacado en claro

Yo lo que he sacado en claro es que me voy a leer FlatLand y que si algún día está en Steam a menos de 3€ le echaré un ojo.

Pues jugando a la demo creo

Pues jugando a la demo creo que este juego es de 8. Será porque lo he catado poco tiempo ^^

Un saludo.