23 de Noviembre de 2017
Dic
17

Análisis: Assassin's Creed

-
Se me ocurren muchos adjetivos para definir a Assassin's Creed. La mayoría de ellos no dicen nada positivo de este título de acción, aventura, y sigilo. Pese a que lo jugué en su momento y prácticamente al poco de salir (os he tocado mucho los cojones contándoos la batallita de que me tocó una PlayStation 3 con este título, y Gran Turismo 5 Prologue en un sorteo de Hobby Consolas), tenía que rejugarlo para refrescarme la memoria. Así que, aprovechando que hace cosa de un mes me compré Assassin's Creed: Heritage Collection, aquí tenéis mis impresiones sobre este videojuego.
-
Muere, muere, muere, muere... cerebro, cerebro, cerebro, cerebro...
-
Si hay algo innegable de esta obra de Ubisoft es que la puesta en escena es bastante espectacular. No la de la trama del presente, no. Sino la del año 1191. A ver, os pongo en situación. En el presente, encarnamos a Desmond Miles. Un simple camarero que ha sido abducido por unos científicos de Abstergo. Esta alegre muchachada le comenta que han creado una máquina que sirve para visualizar los recuerdos de nuestros antepasados, que están escritos en nuestro ADN (¿¡!?). Resulta que Desmond no es tan mindundi como dice ser, ya que pertenece al grupo de los Asesinos.
-
Una vez enchufados a esta especie de Oculus Rift, encarnamos a Altaïr ibn-La'Ahad -no, no me he atragantado con una raspa de pescado-, que es también un Asesino. En el año 1191, en Tierra Santa. Y hasta aquí todo perfecto, no es una obra histórica -como muchos tráilers anunciaban... ya sabéis, fiaos menos de un tráiler que de un banco- sino una obra de ciencia ficción. Y como tal, bueno. Uno no debe tomarse tan en serio este tipo de fumadas, si quiere pasar un buen rato y desconectar.
-
¿Qué problema hay con el argumento? Que, como dije más arriba, la puesta en escena es espectacular. Pero una vez completamos el prólogo, todo se torna soporífero y reiterativo hasta decir «basta». Y la cosa no remonta, por llamarlo de alguna forma, hasta prácticamente los últimos compases del juego. Pero a esas alturas la injuria ya se ha cometido, y uno perdona pero no olvida. 
-
¡Ale-hop!
-
La mecánica principal del juego consiste en recabar la suficiente información como para que se nos permita asesinar a cada uno de los nueve objetivos de asesinato de los que se compone el juego. Pero como digo, esta repetición tan estúpida e innecesaria repercute muy negativamente en la jugabilidad, ya que para recabar la información que necesitamos en cada golpe, estaremos repitiendo las tres o cuatro mismas actividades de siempre. 
-
Que si escalar atalayas para hacer que el mapa no nos aparezca borroso, que si ayudar a un ciudadano que está siendo acosado por los guardias... hasta otras tareas menos lógicas y que están aquí de relleno como recoger un número variable de estandartes en un tiempo límite.  
-
El sistema de combate es tan simple que asusta, pese a que hayan querido maquillar esto un poco introduciendo mecánicas innecesarias como poder dar pasos rápidos al frente durante los mismos. Una vez comprendamos que la forma más eficiente de encarar una pelea -que puede llegar a ser muy multitudinaria, y al estilo «yo contra el barrio»- es utilizando únicamente contraataques, no habrá rival que nos elimine. De hecho, no he muerto ni una sola vez en combate durante el transcurso de la aventura. Ni una.
-
Pinchito de templario a las finas hierbas
-
¿Que por qué digo que los contraataques es la forma más eficiente de encarar una pelea? Por una razón muy sencilla. No te expones a los ataques enemigos. Es decir, los enemigos pueden contraatacar un ataque normal tuyo, pero un contraataque se lo comerán. Siempre. Y la ventana de tiempo que tenemos para pulsar la combinación de botones indicada para realizar uno es demasiado generosa. Por no hablar de que en muchas ocasiones, la opción óptima para la batalla es hacer contraataques con la hoja oculta, porque causan muerte instantánea en el enemigo. Incluso en los más duros, como los templarios. 
-
Una de las mecánicas más curiosas y por las que mucha gente esperaba este videojuego como agua de Mayo es el temita este del parkour. Altaïr está hecho todo un atleta y puede encaramarse a prácticamente cualquier superficie con una agilidad y fuerza que roza lo sobrehumano. Esto a nivel visual es muy espectacular. A nivel jugable es algo sencillo de realizar, basta con correr en línea recta, que nuestro avatar en el juego se encaramará allá donde vayamos, o queramos ir. Aunque en ciertas ocasiones tengamos la sensación de quedarnos vendidos por completo porque a Altaïr le ha dado por hacer el subnormal en lugar de hacernos caso. 
-
La IA es para darle de comer aparte. Es imbécil. Mucho. He visto cosas tan rocambolescas como que no entienden que no es bueno ponerse delante de un arquero de su mismo bando que está disparando, hasta pelearse entre sí por subir por una escalera... y caer, muriendo este individuo y tres más que estaban subiendo detrás de él.
-
Te voy a hacer cagar camuflado
-
Y es que Assassin's Creed fue muy infame poco después de su lanzamiento, y no me refiero al Assassinsgate que hubo aquí en MeriStation, ni al aumento exponencial de individuos que se ponían como mensajito secundario en el ya difunto Messenger de MSN esa tontería de «Nada es verdad, todo está permitido». No. Me refiero a la obscenamente alta cantidad de bugs que había en el juego. De todo tipo. Desde algunos muy jocosos como que tu caballo perdiese las patas traseras porque sí, a otros que te jodían la partida directamente haciendo que todos los personajes se quedasen congelados, pero el cielo seguía moviéndose, jugando con la iluminación del escenario y permitiéndote mover la cámara.
-
Entrando un poco en el plano técnico, el doblaje al castellano es realmente bueno, con voces de actores conocidos (Warren Vidic es el jodido doctor House), y la banda sonora, compuesta entre otros por Jesper Kyd, se sale. El apartado gráfico es sólido y la distancia de dibujado era bastante elevadilla para la época, sentando un poco las bases en este aspecto de lo que debería ser un juego de su generación. Aunque en este aspecto se le puede criticar por el uso excesivo de filtros. Porque, ya sabéis. La vida real es marrón. O gris, en este caso. 
-
Assassin's Creed es tan pretencioso como monótono. No obstante, no llega a ser un caso de «tan malo que es bueno». De ser así, y de haber palpado intencionalidad en este aspecto, se hubiese llevado un par de puntos más. Es un título mediocre, sin más, que hace bien un número de cosas proporcional al número de cosas que hace mal. En otras palabras, de aprobado justo. Me lo he pasado bien con él, sí. Pero también he acabado hasta la polla. Por cierto, Ubisoft. Meter 480 coleccionables en un videojuego no es hacer que la historia del mismo dure diez o quince horas más.
-
Nota: 5
-
5
Valoración media: 5 (2 votos)

1 Comentario:

Este juego tuvo un par de

Este juego tuvo un par de cosas importantes en su día:

En su versión pc gráficamente era pepinérrimo es decir poco, fué el segundo solo superado por el crysis 1 y, de hecho, me he jugado el segundo, la hermandad y el revelations en 360 y solo este último consigue superárlo en ese aspecto, y lo hace más por el trabajo artístico que hay detrás que por otra cosa. Y además bien optimizado de narices.

Por otro lado el control era la leche, hoy por hoy ya estamos acostumbrados a hacer virguerías de parkour y saltos cinematográficos en los sandbox a patadas (just cause 2 a la cabeza) pero por aquel entonces lo máximo que había eran los saltos cutres en jet pack del gta san andreas y esta gente se sacó de la manga un sistema de parkour y plataformeo orgánico en el que no distinguías los elementos interactivos de los que no.

Pero fuera del ámbito técnico sí que tienes razón: facilete, sin reto, repetitivo y con muy pocos alicientes (ni siquiera las dos formas de resolver las misiones extras en pc lograban subsanar este error) y eso por no mentar ESE FINAL DE MIERDA.

Supongo que es un juego que, si te mola mucho el tema de los avances tecnológicos en los juegos (si eres una putilla gráfica vaya xD) lo sabes valorar de otra manera.

PD: El otro día estaba jugando al revelations, pasa mi hermana pequeña por delante y me dice "astucia de moro astucia de moro"....cuanto daño haces joputa LMAO