22 de Septiembre de 2014
Ago
9

MAQUINITAS

 

Me recuerdo vagamente en esto de los videojuegos cuando apenas era un mocoso de andar por casa y lloriquear constantemente cuando quería algo, así era yo, bastante caprichoso y en cierta medida consentido, quizá eso de ser el pequeño de cuatro hermanos ayudó bastante.Recuerdo una de esas maquinitas que funcionaban con pilas de botón y eran de colores, con diferentes juegos cada una de ellas. Todos les llamabamos "maquinitas de marcianos", pero en realidad la invención fue de Nintendo con su línea de maquinitas portátiles Game&Watch. Fueron tan exitosas que pronto aparecieron maquinitas de todo tipo, se convertirían desde entonces en las precursoras de las también exitosas consolas portátiles que hoy conocemos.

Yo tuve muchísimas de esas maquinitas y ninguna me queda ahora, porque yo era de la escuela de McGiver, aprendiz de todo y técnico de nada. Cada vez que algo se me estropeaba ahí estaba yo con la endereza necesaria para destripar el aparatito y ver sus tripas, y luego claro ésta, si era posible, reconstruirlo y esperar sentado a que volviera a funcionar algún día. Sin embargo , eso nunca pasaba.

En aquel entonces y hasta que años más tarde me hiciera con mi primer Atari2006, aquellos chismes tan simples me divertían muchísimo. Recuerdo en especial una de carreras de coches, sólo tenías que esquivar los coches que se aproximaban y ganar puntos, nunca se cambiaba de pantalla, lógicamente porque en su pantalla, de cristal líquido, ya estaba todo dibujado, consiguiendo así que al encenderse una u otra parte de la superficie dibujada diera esa sensación de movimiento. Esto es justo como los relojes digitales, las calculadoras, tienen dibujados todos los signos posibles para que puedan darse todas las combinaciones al encenderse determinados puntos.

 

Y así de esa forma tan curiosa funcionaban los juegos para éstas maquinitas.Estabamos en los ochenta y para entonces un niño pequeño de 7 u 8 años podía flipar facilmente con una cosa de éstas. Y yo flipaba vaya que sí, aunque desgraciadamente la mágia de aquellos juegos se desvanecía muy pronto, puesto que, aunque algunos eran verdaderamente adictivos, todos terminaban siendo tremendamente repetitivos y aburridos al cabo de unos días. Para colmo las pilas de botón solían costar un ojo de la cara y parte del otro cuado eras un renacuajo sin cuenta corriente. Así que el hecho de que se agotase su pila era irremediablemente el fin para la maquinita en mis manos, que acaba en el fondo de un cajón desastre o como práctica para mis ensayos de Jimmy Neutron.

Pero como todo, con el paso del tiempo, aparecieron maquinitas mucho más sofisticadas con ilustración coloreada y juegos más atractivos. Muchas tenían forma de avión o nave espacial, si el juego era de nave o de carreras o cualquier cosa, esto se imitaba en la forma que tenían las maquinitas. Así empezó mi primer contacto con el mundo de los videojuegos, al menos hasta donde llego a recordar, luego fue cuando compre mi Atari, tampoco había demasiada diferencia de muchos juegos de Atari con aquellas maquinitas LCD, pero en cualquiera de nosotros persistía el sueño de disfrutar de una consola doméstica, a lo grande, con móntones de juegos en un cartucho y joysticks. Uno podía pensar entonces que estaba a la última en tecnología punta con uno de estos aparatos electrónicos en casa, y que empezaban en aquellos años a divertirnos a todos, tanto niños como adultos.Era fascinante, era la magia de la electrónica. 

 

 

5
Valoración media: 5 (4 votos)

5 Comentarios:

Por cierto ¿ Cuántas veces

Por cierto ¿ Cuántas veces he escrito " Maquinitas" en ésta entrada? XD, En fin.  

Siempre es simpático

Siempre es simpático recordar tiempos pasados, cuando nos conformabamos con mucho menos, yo la verdad al haber nacido más tarde que tu no he tenido muchas maquitas de las que tu hablabas en un principio, pero si he jugado a la NES y a la ATARI.

El tiempo ha pasado y para mi esa técnológia que me divertia tanto no tarda en aburrirme y han llegado nuevos juegos mucho más elaborados y más "tecnólogicos",

Pero cada época tiene sus clásicos y a mi nunca se me olvidará mi primer Mario, King kong, Contra, Tetris, Pang y tantos otros.

Buena entrada 5 estrellas

Pasate por mi blog y comenta, gracias 

Buena entrada

Nº de veces: 9-10 aproximadamente LMAO

A lo largo de mi infancia he tenido en mi posesión un par de maquinitas compradas en los chinos. Una de ellas era todo un clásico; el Tetris. La otra, se basaba en las carreras de motos. Siempre era el mismo escenario y las mismas motos, pero viciaba como pocos.

He sido más de consolas de sobremesa, pero siempre que tengo oportunidad y ganas, por supuesto, me sumergo en el mundo de las maquinitas (que recuerdos)

Un saludo y 5 estrellas ^^

je je je 9 veces bro

je je je 9 veces bro XDDDDD

Y si contamos el del titulo, que ese sin duda vale por 3 debido a su tamaño contabilizamos 12!!!

Esas maquinitas (ÑAA) eran la leche. Yo tenia una que la queme muchisimo de un tanque que todo simpatico él tenia que avanzar por dunas e ir con cuidado que no tuviera minas debajo!!! Y de camino a exterminar tanques rivales y soldados con bachucas (que ya me diras lo desproporcionado que es matar a un soldado de una balazo del tanque).

Que maravillosa epoca, con que poquito nos ilusionabamos XD

Nostalgia

Yo tuve una de esas. era sobre un pobre empleado que tenia que servir clientes en un bar. tenia un modo dificil en donde el cocinero nos lanzaba platos por alguna razon. Con el tiempo la pantalla degenero convirtiendo los sprites en manchas borrosas, pero todavia se podia jugar, hasta el dia que dejo de funcionar totalmente.