26 de Abril de 2018
Mar
4

La más sincera de las críticas: Viernes 13 (2009)

¿Cómo empezar una entrada que todo el mundo conoce? ¿Y es que quién no conoce la saga Friday the 13th? El pasado Viernes 13 Jason Voorhees, el niño que se ahogó en el lago de Crystal Lake un par de décadas atrás, emergió de nuevo de las profundidades. Arrase en taquilla americana y secuela confirmada para el año que viene, son tan sólo dos pruebas irrefutables de que Jason ha vuelto, y lo queramos o no, lo ha hecho para quedarse otra buena temporada. Lo que nos lleva a pensar (si es que queda alguien que no la haya visto ya) si este regreso es positivo o no, tanto en el caso de los fans o seguidores de la saga como al respeto o fidelidad que se haya tenido de la misma. Yo os digo que, a pesar de sufrir Holywood una falta alarmante de ideas, sí. ¡Larga vida a Jason Voorhees!

Ya lo dije en la entrada en la que hable sobre los tópicos que sufren los remakes; con ésta Viernes 13 (2009) me iba al cine con expectativas. Y lo mejor de ver una película bajo unas considerablemente altas expectativas, es salir con ellas cumplidas, a pesar de ser, el de hoy, un caso algo distinto al de los demás.

El remake de un icono (que no de una película) del género es algo más complicado de gestionar. Pues no se trata de llevar el metraje original a los nuevos días, si no de revitalizar al mismo icono en concreto, sobre el que suele girar la película en cuestión, y así hacer que su explotación vuelva a ser rentable, de nuevo. Es ni más ni menos que la falta tan perjudicial de ideas que se sufre desde la industria Hollywoodense, que mencionaba antes.

Reeditas la saga en DVD y Blue-Ray (a excepción de la primera e última parte, para tener una historia abierta, sin principio ni final sobre la que basarte), así como poner en marcha un estudiado plan de merchandising. Los seguidores del personaje (entre los que me incluyo) adquirimos dicho material que nos devuelve a la boca un gusto a añejo. Una vez nos hacemos eco del regreso de Jason, nuestra presencia en los cines está asegurada, y el remake sale a la luz. Así es como se ha gestionado y hecho rentable el remake de Viernes 13.

 

Y como hay crisis y éste Viernes (LMAO) llega Homecoming, sólo me compré las 2 únicas partes lanzadas en Edición Especial de ésta reedición.

Pero aquí viene lo curioso del caso y eso que, a pesar de que como yo, miles serán los que hayan picado el anzuelo, cuando se da una situación como ésta lo normal es que el producto, en ocasiones, no sirva ni como entretenimiento. Y aunque uno inconscientemente vaya ilusionado al cine, no espera encontrar tal slasher de calidad, no en los tiempos que corren.

A pesar de estar en los años 90’ el género slasher en su máximo auge, éste ya daba sus primeros síntomas de estancamiento en el uso de la misma formula una y otra vez. Un bache del que pienso, nunca llegó a recuperarse del todo. Calidad es la palabra que define Viernes 13 (2009). La sorpresa de los nuevos tiempos en la que, de la nada, Marcus Nispel ha parido un slasher cojonudo, de los que se hacían por antaño en los que se denotaba ilusión por el trabajo realizado. Lejos de ser una introducción gratuita, dejad que os cuente las razones de porqué el regreso de Jason Voorhees me parece tan sencillamente genial.

Sinopsis 

Buscando a su hermana desaparecida, Clay se dirige al espeluznante bosque del legendario Crystal Lake, donde tropieza con los viejos y decrépitos restos de una cabaña que yace detrás de unos árboles cubiertos por denso musgo. Y esto no es lo único que se esconde entre la maleza… En contra del consejo de la policía y las advertencias de los habitantes de la zona, Clay continúa con su búsqueda, ayudado por una joven mujer que ha conocido entre un grupo de jóvenes estudiantes preparados para pasar un emocionante fin de semana. Sin embargo, ellos están a punto de encontrar algo más que no habían tenido en cuenta. Lo que menos se imaginan es que han entrado en el dominio de uno de los más terríficos espectros de la historia del cine americano: el infame asesino que caza en Crystal Lake... Jason Voorhees.

La premisa de la que parte esta nueva entrega, a simple vista no da indicios al más mínimo esmero en la elaboración del guión. Sensación equívoca que pronto desvanece al presenciar el inicio, un tanto desconcertante, del que constará tan sólo el preludio de algo más grande y elaborado que de costumbre. En la que es la principal arma de doble filo del filme, éste realiza en sus líneas un esfuerzo mayor por juntar los hechos de 3 partes íntegras. Así, la película da comienzo con los primeros fotogramas de la Sra. Voorhees acechando a la que será su última víctima de la noche, antes de morir decapitada (quién no sabe como muere la Sra. Voorhees a estas alturas) para dar avance en el tiempo y trasladarnos al Crystal Lake actual. Un grupo de jóvenes van en busca de un gran alijo de marihuana (Marcus tiene cierta obsesión con ello) situada en un bosque cercano al lago. La leyenda sobre el niño ahogado y la madre vengativa sigue viva y late con fuerza en los alrededores y, atraídos por tan curiosa historia deciden visitar el campamento en el que se desarrollaron los hechos, despertando así el mal que aún vive en él. Sin tiempo casi a respirar, los miembros del grupo van cayendo uno tras otro hasta dar comienzo la verdadera trama de la película tras los títulos iniciales.

 

 

Una de las integrantes del grupo, en paradero desconocido, resulta ser la hermana de nuestro protagonista, Clay (Jared Padalecki), que tras 6 semanas sigue sin cesar su búsqueda.Sorprende como Shannon y Mark Swift, guionistas del film, han elaborado un libreto que une a la perfección los hechos de las 2 primeras partes para centrarse en homenajear la 3ª.

Un arma de doble filo dado que, al menos yo, esperaba otra cosa como a una Pamela y Jason Voorhees compartiendo plantel, en un remake más centrado en su homónima original que en sus secuelas. La 2ª y 3ª parte me parecen películas excelentes y, si alguna vez he dicho que Viernes 13 era de las pocas películas que pedían a gritos un remake, sin duda hablaba de la original. No encontré desde un principio necesaria revisión alguna de las secuelas pero, visto lo visto, no le ha ido nada mal.

Mirando de cara al futuro, tanto contenido concentrado en ésta (2009) puede llegar a pasarle factura de cara a nuevas secuelas. Pues de las 3 partes que homenajea, se podría haber sacado una película por cada una sin dificultad añadida. Incluso ahora veo, la secuela confirmada en 2010, una precuela que narre los hechos del Viernes 13 original, y otra en 3D (que sólo por el formato sustentaría la justificación de una nueva entrega). 4 entregas en total, curiosamente siendo el 4º, el último capítulo pensado por la Paramount de ser presentado al público originalmente, aunque sean las cifras quienes en el fondo manden.

Entrando más en materia de la película y, dejando claro que el guión, sin ser nada del otro mundo, muestra por lo menos interés como para quedarte de pies juntillas en la butaca, mostrando algo relativamente nuevo sin ser el mismo perro con distinto collar, el metraje resulta ser todo un ejemplo de cómo hacer un buen slasher como dios manda.Ciertamente, no encontrar actores medianamente conocidos ni estrellas del mundillo ayuda con creces a ponerse en situación. Tú, vil espectador, no eres más que otra víctima sacrificable de ésta función.

 
Foto de familia

No esperéis caracteres evolutivos ni nada por el estilo, el film cumple a la perfección con la regla de oro de todo buen slasher de ofrecer a jóvenes en una situación de la que los adultos no pueden sacarles o ayudarles, y es que ni siquiera  la policía consigue cruzar los muros de la cabaña en la que se desarrollan los hechos. Por suerte la película esconde positivismos incluso en éstos mismos, rompiendo tópicos sobre ciertos personajes, como es el caso de Trent (interpretado por Travis Van Winkle), niño de papá maniático del orden y escrupuloso, al que le es imposible divertirse con sus compañeros desvirgados en la cabaña de sus padres, siendo él, el único responsable de su cuidado por lo que parece. También es verdad que luego tenemos al típico xuloputas o al friky de turno, pero las buenas intenciones ahí están, consiguiendo incluso ser algo más que eso. En cuanto a nivel interpretativo no esperéis encontrar algo más allá de jóvenes gritando socorro, y mozas fingiendo correctamente sus orgasmos (bueno vale, en un slasher el tema "sexo" debe aparecer por algún lado de un modo u otro, no?) y ya que ha salido el tema, sí, tranquilos, Viernes 13 (2009) tiene sexo, drogas y sangre, no tanta como la deseada, pero la hay.

El nivel visceral sufre altibajos por momentos, el equipo artístico derrocha imaginación en ciertos asesinatos y en otros, canta su falta con un nivel de hemoglobina más bien justo. Como ya he dicho algunas resultan gratamente sorprendentes, y el filme consigue sobrepasar en éste punto su otra hoja del arma de doble filo con la que es contrapuesto; su trailer.

Para ver este video es necesario tener JavaScript activado y el plugin Flash instalado en el navegador.

Trailer Viernes 13 (2009)

A pesar de ser un claro homenaje al del film original, al verlo por 1ª vez pensé que mostraba más de lo que debía, por alivio de uno, al verla, menos por un par de escenas (la del hachazo, magistralmente cortada también en la película, y la de la lancha, que no es una muerte en si) el resto de proyección no te lo tiras esperando a que pase esto o lo otro "porqué salía en el anuncio", como cabría esperar.

 

Para ver este video es necesario tener JavaScript activado y el plugin Flash instalado en el navegador.

Trailer Viernes 13 (original)

Otra cosa es esa susodicha evolución del personaje de Jason, convertido ahora en un ser más inteligente, ágil y bruto. Con cosas tan comentadas como la trampa de oso que prepara para una de sus víctimas, no veo que la evolución sea tan exagerada, por otro lado, tema del que también se quejan cierta gente que se hace llamar fan.

Quién haya visto las 3 primeras partes de la saga original, verá que el cambio, si no fuese porqué ahora Jason corre, no es tan brusco. Que de trampas ya había preparado alguna en la 2ª o 3ª parte (no recuerdo exactamente en cual de las dos ahora) y poco más. En el fondo Jason sigue siendo ese incrédulo niño que confunde a su madre en visiones y la oye en su cabeza, que acecha a sus víctimas y espera hasta el momento de atacar. Los zombies antes andaban y ahora corren, pues con Jason pasa igual.

Lástima que el tema principal que Henry Manfredini no haya sido usado más que en los minutos iniciales de la película, tal vez el único punto negro que le vea al remake (tratándose de una saga compuesta por varios iconos históricos para el género en cuestión, que no se use alguno de ellos en su remake es un pecado). El resto de la BSO resulta sencilla y efectista, pero no da para más. Al menos no cae en el abuso de sonidos de estruendo en los asesinatos, buscando el salto de la butaca fácil por parte del espectador, si no de mostrar la escena en si (aunque les sea imposible resistirse a intuir ciertas muertes sin dejar ver nada).

Un slasher juvenil como antiguamente eran hechos es lo que es ésta nueva versión del clásico de terror Friday the 13th, que sin ser un peliculón ofrece algo que no veía hace ya muchos años. Una película con pretensiones, pero siempre en torno a lo que puede aspirar. No es ni será con los años ninguna obra maestra del formato celuloide, pero su cometida cumple y funciona. Sin temor a decir ninguna barbaridad, es ésta, junto a La Noche de los Muertos Vivientes de Tom Savini, y Amanecer de los Muertos de Zack Snyder, los 3 mejores remakes que la industria del cine haya podido realizar (y ahora caen piedras, pero no, aún no he visto La Cosa de John Carpenter). Que renuncia de los mismos tópicos de los que enferma tan gravemente el género del slasher, como pueden ser la presentación de personajes esquemáticos, efectos de sonido, o sus guiones, ahora notoriamente más elaborados que en antaño (pero que ofrecen la misma diversión o más que entonces de sentarte en tu cómoda y desconectar), así de sencillo.

Otra cosa es la nueva estética apodada, que de buen seguro no será del gusto de todos (yo personalmente no termino de ver lo de los túneles), pero que plantea geniales ideas a llevar a cabo en un futuro no muy lejano. ¡Que vuelvan las secuelas por año del gran éxito del terror de todos los tiempos, porqué éste sí es el remake que la película pedía a gritos!

 


Por no crear otra entrada de Noticias Breves para ésto, os dejo aquí el nuevo trailer de Termination Salvation. Yo solamente espero que no me pase como con Max Payne pero, madre mía, ¡la peli pinta estupenda!
Aunque siga sin ver eso de la nueva triología, tengo esperanzas en ésta parte, cada vez queda menos para salir de dudas...
- 
5
Valoración media: 5 (3 votos)

5 Comentarios:

excelente pelicula,

excelente pelicula, excelente entrada

5 estrellas

semper fi

No coincidimos mucho en gustos "De cine de terror"

Pero esta sé que puede ser un buen remake (Aún no la he visto, pero me esperaré a alquiler, porque el cine ahora mismo no es una opción :S)

Mientras no la veo, te felicito por tu crítica que esta currada de cojones ^^

¡Saludos!

ñ_ñ

¿Cómo empezar una entrada que todo el mundo conoce? ¿Y es que quién no conoce la saga Friday the 13th?

Yo, por ejemplo. Conocía el nombre solamente, nada del argumento... Sólo sabía que me daría miedo. Muy buena entrada, yo no soy mucho de cine y la película que más me hypea en estos momentos es Watchmen, aún sin saber de la existencia del cómic hasta hace poco. No me lo he leído pero la estética me llama mucho. Viernes 13 no creo que la vea...

5 estrellazas.

Tienes una opinión

Tienes una opinión totalmente contraria a eriag (aunque la suya no es tan extensa ^^)

Personalmente no voy a verla, más que nada porque las pelíoculas con este "tufillo" a copia barata no me suelen gustar, las cosas como son. A mi personalmente no me gustan que hagan peliculas de este tipo, especialmente cuando la pelicula en la que se basan es tan buena.

Miedo me da pensar lo que van a hacer en el remake de la historia interminable T.T

A pesar de eso, 5 estrellazas, es un artículo excelente.

discrepo en varios puntos de

discrepo en varios puntos de tu critica aunque si bien es cierto es que no está mal para ser un nuevo comienzo espero que lo mejoren de cara a nuevas entregas. Si quieres leer otro punto de vista aquí puedes ver mi critica: http://la-ultima-etapa.blogspot.com/2009/08/friday-13th-2009 .html