18 de Noviembre de 2017

Mundo Destierro, blog de Lester Knight

¡Saludos, Desterrados! Hoy es un gran día, queridos amigos. Tengo el placer de anunciaros que mi búsqueda ha concluido. Después de semanas de viaje por Mundo Destierro, visitando las misteriosas tierras del Imperio del Norte, presenciando la construcción de la gran capital, la Torre Roja, la caída de Luc’Edryl, el nacimiento de los primeros dragones, el vuelo de navíos mágicos, la guerra por el trono de reyes, la maldición de dioses inmortales antaño humanos, cruzadas corrompidas por la ambición, rituales demoníacos en enclaves de brujería, perversas intrigas palaciegas, tribus de nómadas desafiando a los peligros de tierras salvajes, la profanación de criptas ancestrales, tormentas de oscuridad de siglos de duración, la belleza del inframundo perdido, los piratas de las costas del sur, el esplendor de los reinos humanos renacidos, el atardecer desde lo alto de una torre arcana… mis viajes continuaban a la par de los apéndices, que iban recogiendo los sucesos con la esperanza de compartirlos algún día con vosotros, cuando presencié una escena que me conmovió en lo más profundo del corazón.

No fueron más que unos segundos, acontecía la batalla más épica y trágica que he presenciado jamás, cuando el tiempo perdió su sentido, eclipsado por la belleza de un instante mágico que cambiaría el destino del mundo para siempre. Un recuerdo grabado a fuego en mi alma que debía narrar. Sin el menor atisbo de duda, supe entonces, que mi regreso a Mundo Destierro había estado motivado por la escritura de esta historia.

“A esa noche la siguieron muchas mas, y cada día que pasaba el amor crecía, hasta hacerme sentir la persona mas querida de toda la existencia.
 
¿Puede alguien sentir tamaña felicidad? Como respuesta a esa pregunta, sólo puedo decir que dudo que haya existido nunca un amor tan sincero y puro como el que nos profesábamos Ellar y yo. Pero un día, para mi desdicha, llego sin previo aviso el momento de nuestra separación. 

Ocurrió cuando las margaritas comenzaban ya a marchitarse por el calor del recién llegado verano… 

Capitulos Anteriores:

Capítulo I Capítulo II Capítulo III Capítulo IV Capítulo V 

Para ver este video es necesario tener JavaScript activado y el plugin Flash instalado en el navegador.

Lucia paró de relatar su historia, y un pinchazo en su cabeza la hizo emitir un alarido de dolor que hizo temblar todo el bosque. ¿Qué le ocurría? Por más que intentaba recordar esos últimos hechos, no era capaz siquiera de evocar la mas mínima imagen del ultimo día con Ellar… Sólo recordaba la promesa que éste la hizo de regresar a buscarla, y eso hasta entonces la había bastado. Pero ahora que tenía un oyente dispuesto a escucharlo todo necesitaba traer de vuelta ese recuerdo. Porque para un espíritu, los recuerdos de su pasada vida son lo único que le queda.

Sed bienvenidos, metaleros, a la refundación de Grandes del Metal, vuestra emisora bloguera de Metal. Calentando motores antes de la colaboración del colega Apohell, con la presentación de uno de los nuevos formatos de la sección: “Grandes del Black Metal”. Una serie de entradas dedicada a explorar las mejores canciones de la historia de nuestro querido género oscuro. Como no podía ser de otra forma, abre el cartel “Emperor”, mi banda favorita, con “With Strenght I Burn”. Un Himno del Black Metal que desborda talento y genialidad a partes iguales, dotado de una dimensión atmosférica musical y lírica épica. No os perdáis su letra traducida, gentileza de "El Portal del Metal".

Sed bienvenidos a las Tierras de la Perdición, que disfrutéis de la canción.


Para ver este video es necesario tener JavaScript activado y el plugin Flash instalado en el navegador.

Mansen estaba desatado. La locura y aquel dulce frenesí recorrían todo su organismo, por primera vez en toda su existencia, mente y máquina se fusionaban en una armonía mortífera.

Corría incesantemente por los tejados semi-derruidos de aquella bestia herida. Aquella bestia negra y profunda, que con tanta furia había enseñado al universo su mordaz dentadura, había dejado patente el poderío del ser humano. Pero ahora todo estaba perdido, el orgullo y la vanidad de un único ser había dejado una herida mortal en el alma y cuerpo de esa bestia que había sido la humanidad.

Mansen oteaba pavoroso el horizonte. Todo aquel caos era indescriptible, los edificios derruidos, las llamas, el olor a putrefacción y muerte… todo ello configuraba un panorama desolador.

Asesinar me humaniza:

Prólogo Capítulo I Capítulo II Capítulo III Capítulo IV Capítulo V

Sabía que en poco tiempo se enfrentaría su destino, para bien o para mal, no sentía miedo,  ¿por qué debía tenerlo?. No tenía nada, a nadie le importaba. La venganza y la tristeza era lo único que sentía. Conocía la ubicación del Índice, pero antes tenía que hacer una parada… aún tenía tiempo, las tropas de Basile y los androides de Twein estarían enzarzados en la lucha por despejar el camino hacia el Índice.

Tal vez algunos os hayáis olvidado de mí, aunque no puedo culparos. Sólo soy un esclavo de los Vampiros Oscuros a las puertas de la auténtica libertad, la muerte. El parasito que ha devorado mis entrañas a lo largo de los años, desea mi corazón. Desconoce que soy el último superviviente de una ciudad humana saqueada por nuestros amos. Escribo este diario con la esperanza de salvar tu alma. Debes saber que tu destino está escrito. Muy pronto ocuparás mi lugar. Serás entregado a máquinas mágicas infernales que se alimentarán de tu alma y, cuando no seas más que una cáscara vacía, te abandonarán con un parasito en tu interior que, un día se convertirá en una de las bestias que, colaborará en la captura de tus hijos.

Si estás leyendo este diario, te queda poco tiempo. Tal vez, hoy sea la noche. Lo más probable es que hayan encantado estas páginas, y que ahora mismo, tus amos, observen tu rostro, apostando si vas a tener el valor de tomar la única decisión que puede salvarte, o vas a confiar en que tú eres diferente a los demás, para descubrir en unas horas que los objetos como nosotros no tienen futuro, sólo funciones; y créeme, la tuya, no te va a gustar.

Nov
15

Mundo Destierro sigue más vivo que nunca

Categorías: ,

¡Saludos, queridos Desterrados, amigos y lectores! Hace unas semanas emprendí un viaje a lo desconocido. La novela de Falkenberg marchaba bien: escribía capítulos cada semana, guionizaba nuevas historias, y completaba la trama principal de su vida. Nunca antes me había ido mejor ningún proyecto literario. La cuestión es que el instinto me decía que no seguía el camino correcto; algo se me escapaba.

Alejarme del contexto del Imperio Galáctico y escribir “El Vampiro Libertador” ambientando en Mundo Destierro, fue la primera concesión a la sensación de encauzar bien mis pasos. Para mí fue una gran experiencia, ya que era el segundo gran relato de Mundo Destierro que escribía desde que cancele el proyecto en la etapa anterior. Y el cuerpo me pedía más. El inicio de la nueva versión más ambiciosa, fue el eslabón que me llevo a iniciar la serie de apéndices de “Los Vampiros Oscuros”. Había publicado alguno previamente, pero éste, era el primero de cierta importancia.

Escribiendo la serie, a pesar de la satisfacción de ver crecer a mi especie favorita, después de dos años de estancamiento, la sensación de que seguía sin ver el camino se hizo más patente. Me había acercado para volver a alejarme.

Mi vida personal de los últimos tiempos, muy activa a nivel social, me desplazó del entorno de Gamefilia y de mi ritmo creativo habitual. He pasado días de sonrisas y lágrimas; como todos nosotros, dejándome llevar, sabiendo que el tiempo de luchar había acabado. La respuesta a las inquietudes que me han perseguido desde hace semanas, la encontraría si las invitaba a venir a mí.

He dejado de preguntarme que era lo más adecuado para el proyecto. Un día baje del armario una caja de cartón muy pesada, etiquetada con el nombre “Mundo Destierro”. La recopilación de todos los apéndices que he escrito del mundo, desde sus inicios hasta el fin de la primera etapa. Los cinco mejores años de mi pasado creativo. Abrí la caja lentamente, imbuido por el respeto y la excitación del momento.

Han pasado seis meses desde los terribles asesinatos de la familia Sheito. En la casa desde entonces sólo habita una sombra a la que pocos ven durante el día, pero escuchan sollozar cada noche.

La mujer nunca sale de la casa, desde el entierro ha permanecido encerrada en el cuarto donde murió su hijo, y sólo sale para rezar en el santuario de sus seres perdidos. La casa tiene un halo de tristeza que encoge el corazón de los que entran a visitar a la mujer, muchos han dejado de hacerlo y dan su espíritu por perdido.

Los hombres sienten la tristeza de la mujer como propia, para ellos siempre ha sido admirable, y su familia siempre apoyó a todo aquél que necesitó ayuda. Sin embargo las mujeres del pueblo se sentían satisfechas por lo sucedido, ella siempre destacó por encima del resto, y no por ser mejor esposa, sino por ser una mujer diferente a todas las demás, ahora había sido castigada por su vanidad.

Capítulos Anteriores: Capítulo I Capítulo II

Ellas eran sumisas, calladas y, como toda mujer japonesa tradicional, servían a sus maridos en todo lo posible, su educación así se lo había enseñado. Pero ella no era así, brillaba por su independencia y su valentía. Desde pequeña no permitió que ningún hombre la sometiera, muchos pueden pensar que esto era así porque su madre no supo educarla, pero en realidad fue porque su padre quiso que su educación fuera diferente. La esposa del venerable Lei Kang quería que su hija recibiera una educación tradicional y, como toda japonesa, que fuera preparada para que en su día pasara las pruebas de la casamentera del pueblo. Pero Lei Kang se negó en rotundo, su hija no sería como las demás, veía en ella el potencial de la familia Kang y no iba a permitir que lo perdiera.

Las necesidades de los Vampiros Oscuros son cíclicas. Cuando los recursos de las campañas anteriores se agotan, basta que una civilización progrese para declarar abierta la competición. Los Ancestros dividen sus territorios entre las casas nobles, y éstas invitan a sus señores a elegir los objetivos que van a atacar en solitario con sus fuerzas, buscando los mayores retos al enfrentar sus cientos de efectivos contra decenas de miles de enemigos bien preparados, en una ofensiva relámpago. La clave de la victoria de los Vampiros Oscuros es la naturaleza independiente e impredecible de su estrategia. Los grandes ejércitos convencionales se ven impotentes ante un enemigo que les golpea en todas partes a una velocidad vertiginosa, cambiando sus posiciones y rutinas de conducta con un toque de genialidad desconcertante, que les combate con una furia inhumana impropia de su abrumadora inferioridad numérica, cargando contra tropas interminables a las que destruyen su moral, al verse barridas por seres impíos que no retroceden ante nada, que convierten los cadáveres de sus víctimas en seres no-muertos a su servicio por toda la eternidad.

Capítulo Anterior: Historia de los Dragones Vampiros I

El legado de sus campañas por los pueblos de Mundo Destierro, ha alimentado a generaciones marcadas por el odio y la humillación que, envuelven las leyendas de sus tierras desconocidas en mitos y profecías que anuncian su regreso, formando parte de la cultura popular de las naciones emergentes que surgen después de sus ataques, que sueñan con romper el ciclo de esclavitud que padecen y vivir en paz. Motivo por el que a lo largo de la historia las grandes naciones se han unido en Cruzadas de liberación, llevando la guerra al corazón del Imperio de los Vampiros Oscuros, enviando millones de guerreros a sus ignotas tierras con la esperanza de forjar con su victoria un mundo mejor, de los que han regresado unos pocos al borde de la muerte, narrando sus visiones del mundo de los Vampiros Oscuros antes de morir presas de la locura, hablando de: ciudades gigantescas de ensueño de una belleza sobrecogedora, conocimientos arcanos que desafiaban toda lógica y razón, naciones independientes de especies inteligentes creadas mágicamente por sus brujos eruditos, bestias nigrománticas convocadas desde las entrañas de la tierra, regiones de volcanes activos poblados por ciudades que flotaban sobre océanos lava, cielos de nubes negras alumbradas por rayos que desataban tormentas mágicas terribles, su reino… es la perdición.

Los Dragones son hijos de los Vampiros Oscuros. Guerreros y Brujos formidables sin comparación, nacidos en los caóticos campos de batalla por la supervivencia durante la Estación Sombría, dotados de un metabolismo flexible único en su género, capaz de asimilar los poderes de otros Vampiros y Humanos ingiriendo la cantidad de sangre necesaria, haciendo mayor su fuerza con cada triunfo. Se les reconoce por su físico de cerca de dos metros de altura, una piel pálida mortecina azulada, cabelleras y ojos plateados, grises, negros y azules; pero, sobre todo, por su porte y elegancia propios de la nobleza. Son una especie erudita y ambiciosa que basa su vida en el arte, las ciencias mágicas, el culto a los Ancestros, las intrigas entre las grandes casas y su lugar natural: la guerra.

Son guerreros sádicos e impíos temibles. Luchan con la furia de titanes blandiendo sus armas con maestría divina, pronunciando gritos de guerra y carcajadas desgarradoras, tejiendo hechizos terribles en la Alta Lengua Vampira, desafiando a sus enemigos con la mirada de sus pupilas ardientes, forjadas por una pasión y demencia que borda la locura. Combaten liberados de ideales, impulsados por un deseo irrefrenable de batirse, probarse a sí mismos, desafiar sus propios límites, y regresar más fuertes. La sangre guerrera que los engendró es la que ahora guía sus metas, concibiendo sueños sólo dignos de su pueblo.

La siniestra melodía de un órgano infernal dictaba un ritmo de trabajo que les sentenciaba a evadirse de la realidad a fin de preservar su cordura, en un olvido ausente de pensamientos inducido por la hipnótica canción, acompañada por un coro de voces de tenor rasgadas, agudas y guturales que entonaban el cántico reverberante de un hechizo sin fin, pronunciado en un idioma demoníaco cuyos sonidos eran impronunciables por una garganta humana, evidenciando la revelación que sus progenitores no aceptaron en vida: humanos y vampiros eran parientes cercanos condenados a entenderse. Sus diferencias deberían haber sido los pilares de una alianza, frente a los que evolucionaron renunciando a su humanidad a cambio de dones inimaginables. Vampiros Superiores versados en la brujería y la demonología, que consideraban a ambas especies la misma escoria esclava, nacida para ser explotada en nombre de proyectos que seres mortales e ignorantes no podían comprender. Un destino que obligaba a sus cautivos a abrazar el sonido triunfal de las cadenas de sus amos, negando la escucha de los gemidos y los aullidos de aquellos que decían basta.

El Vampiro Libertador:

Capítulo Único / Prólogo