30 de Agosto de 2014
Jun
4

Novela Fallout 3 Cap. 9

Categorías: ,

Problemas en el 112

 

Ante nosotros, la gran puerta se abrió. AL abrirse, vimos unas escaleras, en muy buen estado, no tenían óxido. Las paredes eran blancas, no había suciedad. Era algo extraño, parecía como si hubiese sido recién creado con maquinaria de antes de la guerra

-Joder, esto me da mal rollo tío
-Tranqui, no pasa nada, es un refugio de Vault-Tec, están acorazados, estaban pensados para proteger a la gente tras la Gran Guerra. No es nada raro. Venga vamos a por mi padre
-Sí, vamos

Entramos y subimos por las escaleras, había una puerta cerrada a la izquierda, aunque con un poco de maña, la conseguí abrir. Vimos un robot llamado Cerebrobot

-Buenos días, residentes, veo que llegáis 203.7 años tarde. Podréis usar las cápsulas de simulación, pero necesitaréis trajes de refugio, podréis encontrarlos en las habitaciones cercanas de las cápsulas

Entramos en la sala principal, estaba rodeada de cápsulas de simulación, había sólo 3 libres, dos rotas

-Genial, vamos a ver.... ¿Entras tú o yo?
-Quiero que entres tú, eres mejor que yo, tienes práctica y te desenvuelves bien...
-Chris, es tu padre, no el mío, piénsatelo bien
-Joder... vamos a buscar los monos, mientras tanto, me lo pienso... ¿No podrías arreglar una para que entremos los dos?
-Acabo de ver una cápsula de estas por primera vez... no sé como coño funcionan ni nada... no podría ni intentarlo sin romperla, además, no soy bueno reparando estas cosas...
-Bueno... vamos a buscar monos azules
-¿Son todos azules?
-Sí, no sé porqué, a mí me habrían gustado más en negro... pero nos los hice yo
-Bueno, pues vamos, a ver si vemos algunos

Estuvimos buscando los monos, hasta que vimos 3 perfectamente doblados en una repisa, cerca de una clínica médica

-Mira, monos
-Sí, y allí hay armas con munición
-¿En serio?
-Sí, si quieres, ve tú y míralo
-Vale, vamos
-Voy a por un mono, y te sigo

Fui a la ventana en la que 101 había visto armas, en efecto, había un rifle láser AER9 y 7 células MF a su lado y una holocinta cerca del rifle láser sobre una mesa. En otra había un rifle de asalto R91 y 5 cargadores municionados, en la mesa de al lado, había tres granadas de fragmentación, otras dos electromagnéticas, y dos más de plasma. Había una cuarta mesa, sobre ella había varios estimulantes, dos jeringas de morfina y una cajita de mentats.

-¿Que? ¿Intentamos entrar a la fuerza?
-No, estas ventanas son muy duras, en mi refugio, después de 200 años de la Gran Guerra, no hay ventana rajada ni nada...
-¿Habíais disparado sobre ellas?
-No, la verdad... aunque recuerdo que Butch, un abusón del refugio, haberle visto golpeando un crtistal con una navaja o algo así y nada. Bueno,, lo ralló mucho...
-Pues aparta, que el cristal se va a comer una ráfaga del 5.56...

101 se puso tras una tumbona, yo me puse detrás de otra y saqué el cañón del rifle apuntando hacia la ventana y disparé. Vacié el cargador entero, de 20 cartuchos, sobre el cristal, y lo rajé. Había una gran raja dónde había apuntado

-Joder, sí que resisten...
-Oí al técnico del refugio decir una vez que eran cristales especiales, más densos de lo normal, o algo así, no sé
-Bueno... ¿cómo andas de munición?
-Poquita...
-Voy a sacar la granada
-Espera, ¿Quizás exploten los explosivos si usas una granada?
-El que arriesga gana
-Venga anda, sácala, que lo estás deseando

Cogí la granada de fragmentación, la puse sobre una pequeña repisa que tenía la ventana y retiré la anilla

-¡Cúbrete Chris! ¡Ya he quitado la anilla!

Cuando vi que estaba tras una cápsula, retiré la espoleta y corrí como si un Yao Guai me persiguiese. La explosión dejó la cápsula hecha polvo. por suerte, era una rota. Me asomé a ver el cristal, y, aunque nos estaba roto, le faltaba poco para estarlo. Por lo menos, las armas y medicamentos, ni se habían movido.

El cristal era un cristal de alta densidad y las paredes del refugio, eran capaces de recoger la fuerza, en caso de que fuesen golpeadas, para convertir la energía del golpeo, en electricidad para el refugio

Tras ver dónde estaba el cristal más dañado, empecé a golpearle con el pie para romperle y colarme en la habitación. A la tercera patada, el cristal se desencajó. Faltaba poco, quizás una persona pequeña podría colarse, pero, tanto Chris como yo, sabíamos que no entraríamos por ahí

-K3 tío, espera, ¿Vas haciendo la simulación mientras rompo aqui?
-Como quieras, si quieres seguir, por mí, no hay problema
-Pues vale, ponte el mono, y entra
-¿Y si lo haces mejor tú? Es tu padre, no el mío, tienes que cuidar de él, yo soy tu ayudante, protector, cómo lo quieras llamar...
-Tienes razón tío, YO debo estar ahí, YO debo proteger a mi padre, dame ahora mismo ese mono que voy a saber dónde fué

Chris se cambió de ropa, vi como entraba en la cápsula y se cerraba

-Buena suerte, tronco

Mientras Chris estaba en la cápsula, yo me entretuve en golpear el cristal para poder entrar, hasta que lo conseguí. Dentro encontré también unas taquillas, en las que había un poco de munición de 10mm, un par de tarteras de Vault-Tec y una armadura de combate negra. La armadura estaba hecha polvo, con el tiempo se había degradado, estaba para tirarla. No me darían ni 10 chapas por ella.

Tras coger lo más importante, salí y subí unas escaleras, siguiendo cartel que ponía "Admin", que suponía, que era la oficina del supervisor. Al llegar, la puerta estaba cerrada, así que me dirigí al terminal que había en la pared y desbloqueé la puerta y la abrí. Dentro había una cápsula de simulación ocupada, por el supervisor, unas taquillas en la cuales no había nada útil y una mesa.

En los cajones encontré una llave magnética, en la que ponía "CF" y ví una caja fuerte, asíque supuse que "CF" hacía referencia a "Caja Fuerte" e introduje la llave. La caja fuerte se abrió, dejando al descubierto, muchos papeles en blanco, una pistola del .32, una caja de 10 cartuchos del .32 y un sigilante. Cogí una lápiz de la mesa y empecé a escribir:

"Papá y mamá:

Siento haberme escapado de casa sin decir nada, sé que me odiaréis de por vida, pero quiero que sepáis que sigo vivo, no he muerto. Estoy ayudando a un chico a buscar a su padre, que ha desaparecido del Refugio 101, el que está cerca de Megatón. Vivo allí, en una casa que está al lado de la puerta principal. He hecho buenas migas con el chaval al que ayudo, y nos llevamos bien.

Quiero deciros una cosa, si aún seguís vivos: os quiero mucho. Siento haberme fugado y desaparecer, cogiendo todo lo poco que teníamos. Dentro de unos días me pasaré por aquí de nuevo, y os dejaré comida, armas y medicinas. Que sepáis que me va muy bien con este chico, somos buenos colegas, y nos ayudamos mutuamente. Tenemos una alquilada en Rivet City, podéis quedaros allí si queréis, o en Megatón, donde queráis, pero que sepáis, que en unos días iré por allí a daros cosas útiles.

Si creéis que esto es una broma, o algo así, creedme, soy K3G4 de verdad, aqui os dejo mi contraseña: El oso ha madrugado para comer y no tiene hambre

Vuestro hijo, K3G4"

Terminé de escribir y escuché un ruido parecido al de un disparo y salí a ver que pasaba. Ví a dos personas, con armaduras de combate disparando a las cápsulas de simulación

-¡Eh! ¡Vosotros!
-Vaya, si es el chico bueno del refugio, jo, que pena, vas a morir, las 1000 chapas que ofrecen por tu cabeza son muy jugosas... bueno, venga, te voy a matar
-Que te folle un pez
-Vaya, la típica respuesta de machote duro y armado hasta los dientes y cortito de menta ¡Ja! Muere

Mientras ellos me disparaban, yo me puse tras una pared para cubrirme, y saqué el rifle láser. Cuando dejaron de disparar, salí y los disparé. A uno le dí en la pierna, y a otro en el brazo.

-Joder, me cago en Dios, tiene un rifle láser
-Nosotros tenemos dos escopetas tío, venga, podemos con él
-¿Heridos? Tú eres gilipollas
-Pues saca las granadas y le hacemos mierda

Tras escuchar la conversación de los dos soldados, salí de mi escondite y la adrenalina me subió. Salté por la barandilla, caí al suelo rodando sobre mí y me giré para dispararlos. Tres disparos fueron más que suficientes para eliminarlos. Poco a poco me fui calmando, y cuando ya estuve relajado, busqué cosas útiles en sus cadáveres. Encontré dos escopetas de combate, unos 20 cartuchos en el cuerpo y 12 chapas, junto a una holocinta

Tras terminar de modificar las escopetas, y reparar una, con las piezas de otra, una cápsula de simulación de abrió. Salió un hombre mayor, de unos 50 años. Se abrió otra y salió un chico de 20 años.

5
Valoración media: 5 (2 votos)

2 Comentarios:

Grandisimo, en serio, sabes

Grandisimo, en serio, sabes retratar perfectamente la esencia fallot en tus relatos xD

A proposito, tu que eres un gran seguidor de la saga, te pongo un enlace del analisis de Fallout 3 que he hecho en mi blog (si me permites el spam claro) y saber tu opinion xD

Saludos xD

ya nose que decir, sigue

ya nose que decir, sigue siendo increible la novela

saludos y 5