29 de Julio de 2014
Dic
17

Goty En Gamefilia En Rol: Votaciones.

Categorías: 
Como ya sabeis, queremos elegir el Goty de Gamefilia 2012, y vuestra participacion es importante, asi es que ahora toca el Genero Rol, los pocos juegos de Rol que hay son de gran calidad, pero yo me guardo, el que yo pienso que tenia que ser el mejor del 2012 en dicho genero, hasta la eleccion final, bueno participar y votar el juego de Rol que vosotros penseis que deberia ser el Goty.
La manera de votar me imagino que ya la sabreis como es, por si acaso lo recuerdo.
-1 Titulo principal: se votara con 3 puntos.
-2 Titulo secundario: se votara con 2 puntos.
-3 Titulo terciario: se votara con 1 punto. 
Teneis que poner vuestro titulo preferido como primero, y asi sucesivamente, podeis votar solo dos titulos,  podeis votar cualquier plataforma, animaros a participar es facil. 
0

21 Comentarios:

Final fantasy 13

Final fantasy 13

Lista

1° The Last Story.
2° Shin Megami Tensei: Devil Survivor 2

 

Link para el resto de votaciones:  http://blogs.gamefilia.com/el-camino/16-12-2012/51578/entrad a-de-votacio...

Pues te voy a votar en

Pues te voy a votar en función con los juegos que más me dan ganas de probar:

3 Puntos para The Witcher 2

2 Puntos para Mass Effect 3 (Combina acción en tercera persona con Rol. Este tengo que probarlo si o si)

1 Diablo III

Un Saludo.

Creo que voy a hacer igual

Creo que voy a hacer igual que Sergio sr. rubio, te diré los juegos que más me dan ganas de probar, por lo visto el género de RPGs está algo escaso este año, al menos en RPGs japoneses.

The last story, tres puntos.

Torchlight 2, dos puntos.

Mass effect 3, 1 punto (no tengo tantas ganas con este pero al menos debe ser bueno).

Saludos. 

¿Votar sin haber probado

¿Votar sin haber probado los juegos? ¿Pero qué mierda es esto? Qué será lo próximo, ¿votar libros en función de su carátula? ¿Las pelis por su trailer? Joder, es que si no has probado algo no abres la boca y punto, son ganas de marear la perdiz de la forma estúpida.

Tu vota.

Tu vota a lo que hayas jugado, y punto, yo por ejemplo los juegos que he votado en otras entradas, si que los he jugado, ademas no hace falta jugarlos para participar, puedes votar simplemente por opinion a que ese juego tiene que ser el Goty, por las buenas criticas que ha recibido, asi de simple, un saludo.

Pues mi voto va para: -

Pues mi voto va para:

- Final Fantasy III (PSP, 2012)

 

A Votar Voy

1 The last Story. 2 Final Fantasy 13. me parecen dos grandes juegazos se merecen estar entre los grandes, por cierto no hagas caso ha ciertos comentarios no vale la pena.

3 puntos The world ends

3 puntos The world ends with you solo remix (iOS)

2 puntos Final fantasy III (PSP) 

1 punto The last story (Wii)

Qué raro, juraría que antes había más comentarios... serán imaginaciones mias Very Surprised 

@Tidus7

A ver, caganías. Si un juego que me lo ha recomendado cantidad enorme de gente, alabando cada uno de sus aspectos jugables, No podrá ser tan malo, ¿verdad?.  No creo que toda la jodida gente que lo haya jugado esté equivocada, ¿No?

A mi lo de la prensa especializada me la suda completamente. De eso si que no me fio... Que su nivel de objetividad es el mísmo que el de los telenoticias de Telecinco... 

Asi que, si estamos en una iniciativa en la que decidimos el juego del año DE LOS JUGADORES. Es normal que tenga en cuenta la opinión DE LOS JUGADORES.

Y Mass Effect 3 lo he jugado, que te conste. Un poco, pero lo he jugado. Lo suficiente para saber que es un Gears of War con Rol...

Anda, tomate una tilita y no te me subas todavía a la Yugular... LMAO

pues.

pues yo creo ke honorat es un gran bloqer y ke le teneis enbidia

sois.

sois unos troll, fin, vasta lla

ola.

ola ke ase

Onamu.

onamu saca la reportadora

Gran

Para ver este video es necesario tener JavaScript activado y el plugin Flash instalado en el navegador.
gran iniciativa si señor, se ve que hay en esta comunidad te tienen enbia por lo bien qe lo aces sigue asi

...lucky star... han puesto

...lucky star... han puesto lucky star... 

...

ME MUEROOOOOOOOOO LMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAO LMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAO LMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAO LMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAO LMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAO LMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAO LMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAO LMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAO LMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAO LMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAO LMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAOLMAO

pues

pues el desarrollo de los dirigibles se inició a partir de los globos aerostáticos. Los dirigibles estuvieron entre los primeros artefactos que lograron volar, a partir de varios diseños realizados a lo largo del Siglo XIX. Fueron numerosos los intentos de hacer a los globos más gobernables, con mecanismos que se mantendrían luego en los dirigibles más modernos. Los primeros dirigibles obtuvieron los primeros récords de la aviación. En 1784 Jean Pierre Blanchard agregó un propulsor manual a un globo aerostático, en lo que constituye el primer registro documentado de un vuelo propulsado. En 1785 cruzó el Canal de la Mancha con un globo provisto de alas batientes como propulsores, y un timón con forma de cola de ave. La primera persona en realizar un vuelo a motor fue Henri Giffard, quien en 1852 voló 17 km en un dirigible propulsado mediante una máquina de vapor. En 1863, Solomon Andrews inventó el primer dirigible totalmente gobernable, a pesar que no tenía motor. En 1872 el arquitecto naval francés Dupuy de Lome desarrolló un gran globo bastante gobernable, impulsado por un gran propulsor y la fuerza de ocho personas. El objetivo era utilizarlo durante la guerra franco-prusiana como mejora para los aerostatos de comunicación entre París y el interior durante el asedio de París por las fuerzas alemanas, pero el diseño fue completado después de finalizada la contienda. Charles F. Ritchel hizo una demostración pública de vuelo en 1878 con un dirigible rígido unipersonal impulsado a mano, y logró construir y vender cinco unidades. [editar]Primeros propulsores Paul Haenlein voló en Viena un dirigible anclado a una cuerda, impulsado por un motor de combustión interna, primer uso de ese medio de propulsión en un artefacto aéreo. En 1880 Karl Wölfert y Ernst Georg August Baumgarten intentaron volar un dirigible propulsado en cielo abierto, pero se estrellaron. En 1883 Gastón Tissandier aplicó el primer propulsor eléctrico, mediante un motor Siemens de 1,5 caballos de fuerza. El primer dirigible totalmente operativo a cielo abierto fue construido para el ejército francés por Charles Renard y Arthur Krebs en 1884. El vehículo, denominado "La France" tenía 51,85 m de longitud y 1872 m³ de volumen. Realizó un vuelo de 8 km en 23 minutos con ayuda de un motor eléctrico de 8,5 caballos de fuerza. En 1888 Wolfert voló propulsado por un motor Daimler de combustión en Seeburgo. En 1896 un dirigible rígido creado por el ingeniero croata David Schwarz hizo su vuelo de bautismo en el campo de Tempelhof en Berlín. después de la muerte de Schwartz, su esposa Melanie recibió un pago de 12.000 marcos de Ferdinand von Zeppelin a cambio de información técnica sobre el dirigible. En 1901 el brasileño Alberto Santos-Dumont en su dirigible "Número 6" ganó el premio Deutsch de la Meurthe de 100.000 francos por volar ida y vuelta del Parque Saint Cloud a la torre Eiffel en menos de treinta minutos. Muchos inventores se inspiraron en el pequeño dirigible de Santos Dumont, y el artefacto comenzó a difundirse por todo el mundo. Muchos pioneros, como el norteamericano Thomas Scott Baldwin financiaron sus actividades llevando pasajeros y efectuando demostraciones públicas. Otros, como Walter Wellman y Melvin Vaniman se enfocaron en lograr mayores desafíos, intentando dos vuelos polares en 1907 y 1909, y dos vuelos transatlánticos en 1910 y 1912. En 1902 el español, Leonardo Torres Quevedo, publicaba en España y Francia su innovador proyecto de globo dirigible. Con armazón semirrígido, superaba los defectos de estas aeronaves tanto de estructura rígida (tipo Zeppelin) como flexible, posibilitando a los dirigibles volar con más estabilidad, emplear motores pesados y cargar gran número de pasajeros. En 1905, ayudado por el capitán A. Kindelán, construyó el “España” en instalaciones militares de Guadalajara. Al año siguiente lo registraba (pat. nº 38.692) sin despertar interés oficial. En 1909 volvió a registrar otro aparato perfeccionado (pat. nº 44.956) y se lo ofreció a la firma francesa Astra, que en 1911 comenzó a fabricarlo en serie, llegando a ser muy utilizado en la Gran Guerra por los ejércitos aliados. De 1914 y 1919 son otras dos patentes sobre estas aeronaves (pats. nº 57.622 y nº 70.626). En 1918, no obstante, había fracasado por cuestiones económicas la fabricación, junto al ingeniero militar E. Herrera, de un gran dirigible transatlántico (el “Hispania”). D) Control remoto. Con el fin de probar sus globos sin recurrir a personas, en 1903 patentaba el aparato de radiodirección sin cables denominado “Telekino” (pats. nº 31.918 y nº 33.041), que luego fue puesto en práctica en un pequeño bote en el puerto de Bilbao (1906) [editar]Edad de oro El comienzo de la "edad de oro" está marcada por el bautismo del Luftschiff Zeppelin (LZ1) en julio de 1900, uno de los dirigibles más famosos de todos los tiempos. Los Zeppelin recibieron su nombre en honor del Conde Ferdinand von Zeppelin , que experimentó con diseños de dirigibles rígidos en la década de 1890. Al comienzo de la Primera Guerra Mundial los Zeppelin tenían una estructura cilíndrica de aleación de aluminio y un casco cobertor de tela que contenía celdas de gas separadas. Se utilizaron aletas multiplano para el control y la estabilidad, dos góndolas para la tripulación bajo el casco, y propulsores adheridos a ambos lados. Además había una cabina para pasajeros localizada entre las dos góndolas, que durante la guerra se utilizaría como depósito de bombas. [editar]Primera Guerra Mundial Construcción del USS Shenandoah (ZR-1), 1923. La posibilidad de utilizar dirigibles como bombarderos se había pensado en Europa desde mucho antes que ello fuera posible. H. G. Wells describe la destrucción de flotas y ciudades enteras por ataques de dirigibles en "La guerra del aire" (1908), y textos de otros escritores británicos no tan famosos sostenían que el dirigible alteraría para siempre el escenario de los conflictos mundiales. El 5 de marzo de 1912 las fuerzas italianas fueron las primeras en usar dirigibles de uso militar para el reconocimiento al oeste de Trípoli tras las líneas turcas. Sin embargo, los dirigibles debutaron como arma en la Primera Guerra Mundial. El conde Zeppelin y otros militares alemanes creyeron haber obtenido el arma ideal para contrarrestar la superioridad naval británica, y poder atacar en suelo inglés. Otros más realistas pensaron que el Zeppelin era un elemento valioso para exploración y ataque naval. Las incursiones se iniciaron a fines de 1914, tuvieron su cenit en 1915, y fueron más esporádicas después de 1917. En el ínterin, la Marina Real Británica reconoció la necesidad de contar con pequeñas aeronaves para contrarrestar los ataques submarinos en aguas costeras, y comenzó en febrero de 1915 a producir la clase SS (Sea Scout - Explorador del mar) de pequeños dirigibles. Tenían un volumen no superior a 2000 m³, y por economía de medios, utilizaron al comienzo propulsión simple (BE2c, Maurice Farman, Armstrong FK), alerones y timones de pequeña superficie. Igualmente se desarrollaron máquinas más avanzadas con góndolas como las de clase "C" (Coastal), C* (Coastal Star), NS (North Sea), SSP (Sea Scout Pusher), SSZ (Sea Scout Zero), SSE (Sea Scout Experimental) y SST (Sea Scout Twin). La clase NS, después de problemas iniciales de puesta en funcionamiento, probaron ser los mejores dirigibles al servicio británico. Tenían una capacidad de algo más de 10.000 m³ de gas. una tripulación de 10 personas, y autonomía de 24 horas. Transportaban seis bombas de 100 kg y entre 3 y 5 ametralladoras. Los dirigibles británicos se utilizaron para exploración, limpieza de minas, y ataque de submarinos. Durante la guerra, los británicos construyeron más de 225 dirigibles no rígidos, de los cuales varios fueron vendidos a Rusia, Francia, Estados Unidos e Italia. El Reino Unido, a su vez, adquirió un dirigible semirrígido clase "M" a Italia, cuya entrega se demoró hasta 1918. Para la época del armisticio se habían construido ocho dirigibles rígidos, y siete más estaban en avanzado estado de construcción. El gran número de tripulación entrenada, baja tasa de fracasos y la experimentación constante permitieron al Reino Unido liderar la tecnología de los dirigibles no rígidos al término de la guerra. En esa época ya los aviones reemplazaban a los dirigibles como bombarderos, y los Zeppelin alemanes remanentes fueron destruidos por su tripulación, vendidos o rematados por los Aliados como desechos de guerra. El programa británico de dirigibles fue más que nada una reacción al eventual poderío alemán en el tema, y se basó -aunque no totalmente- en la imitación de la tecnología alemana. Los dirigibles que usaban la tecnología Zeppelin se denominaban frecuentemente Zeppelin aún sin tener conexión con la fábrica Zeppelin. Varios vehículos de este tipo se construyeron en Estados Unidos y el Reino Unido en las décadas de 1920 y 1930, la mayoría imitando el diseño Zeppelin original a partir de unidades alemanas estrelladas o capturadas durante la Primera Guerra Mundial. Los modelos británicos R33 y R34, por ejemplo, eran copias casi idénticas del modelo alemán L-33, que se estrelló prácticamente intacto en Yorkshire el 24 de septiembre de 1916. A pesar de construirse con un retraso de tres años (terminados en 1919) estos modelos hermanos fueron dos de los más exitosos dirigibles británicos en servicio. El 2 de julio de 1919 el R34 fue el primer dirigible en realizar un doble cruce completo del Océano Atlántico, aterrizando en Mineola, Long Island, el 6 de julio de 1919 después de 108 horas de vuelo. El cruce de retorno comenzó el 8 de julio debido a demoras en la partida, y llevó 75 horas. Impresionados, los líderes británicos comenzaron a considerar la posibilidad de armar una flota de dirigibles que pudiera conectar la metrópoli con sus lejanas colonias, pero las condiciones económicas de posguerra, hicieron que al mayoría de los dirigibles fueran desactivados, y sus tripulaciones licenciadas. Recién en 1929 se inició la construcción de los modelos R-100 y R-101. [editar]Estados Unidos Otro ejemplo fue el primer dirigible rígido construido en Estados Unidos, el USS Shenandoah (ZR-1), que voló en 1923, cuando todavía el USS Los Angeles (ZR-3) estaba en construcción. Fue bautizado el 20 de agosto en Lakehurst, Nueva Jersey, y se destacó por ser el primero llenado con el gas noble helio, tan raro en ese momento, que el USS Shenandoah contenía la mayoría de las reservas mundiales. Así cuando el USS Los Angeles se terminó, fue en principio llenado con helio prestado por el USS Shenandoah. La obra de Zeppelin se conservó mediante el pago por "reparaciones de guerra", según el tratado de Versailles, con la entrega del dirigible alemán LZ 126, que se convertiría en el USS Los Angeles de la Armada de los Estados Unidos. El éxito del modelo llevó a la armada estadounidense a desarrollar la investigación de sus propios dirigibles. [editar]Alemania Alemania, entretanto, construía el Graf Zeppelin LZ 127, con el objetivo de armar una nueva clase de dirigible de pasajeros. Como detalle tecnológico interesante, el Graf Zeppelin quemaba gas Blau, similar al propano como combustible, aprovechando su densidad similar a la del aire, con lo que evitaba el aumento de carga que se hubiera producido al usar combustible líquido. Inicialmente los dirigibles lograron gran éxito y un impresionante récord de seguridad. El Graf Zeppelin, por ejemplo, voló más de dos millones de kilómetros, incluyendo la primera circunnavegación del planeta, sin un sólo accidente. La expansión de la flota de dirigibles y el crecimiento, a veces excesivo, de la confianza de los diseñadores, alcanzó gradualmente los límites del sistema, y el éxito inicial dio paso a una serie de trágicos accidentes. La "teoría catastrófica" de los dirigibles debe mucho a la prensa sensacionalista de las décadas de 1920 y 1930, e ignora navíos exitosos como el Graf Zeppelin, el R100 y el USS Los Angeles. Los peores desastres, R-101, USS Shenandoah (ZR-1), USS Akron (ZRS-4) y el Hindenburg fueron todos en parte resultado de interferencias políticas en la construcción, y en los procedimientos de vuelo. Recientemente, en 1997, Addison Bain, un científico jubilado de la NASA, hizo públicas las conclusiones de varios años de investigación sobre el accidente del Hindenburg; con objeto de aumentar la resistencia de la lona de algodón que envolvía al dirigible, se aplicó un compuesto que contenía polvo de aluminio, que es altamente inflamable y de difícil extinción. Rescatistas revisando los restos del dirigible británico R38 (ZR-2), estrellado el 24 de agosto de 1921. La Armada de los Estados Unidos elaboró la idea de usar dirigibles como transporte de carga aérea. Con anchos océanos protegiendo la nación, la idea de flotas de dirigibles capaces de cruzarlos rápidamente -y al mismo tiempo el país- para enviar aviones a atacar a enemigos que se aproximaran, tenía cierto atractivo. Era una idea innovadora, pero tenía oposición interna. Se construyeron, sin embargo, el USS Akron y el USS Macron para probar el sistema. Cada dirigible cargaba cuatro aviones caza, y podía llevar un quinto en el hangar de aterrizaje. Quizá la facilidad con que podía destruirse un dirigible fue la justificación final para no continuar con el proyecto. [editar]Accidentes El USS Los Angeles (ZR-3) voló exitosamente durante ocho años, pero la armada estadounidense perdió sus tres dirigibles construidos en los Estados Unidos en distintos accidentes: El USS Shenandoah (ZR-1) se estrelló durante una severa tormenta sobre Noble County, Ohio, en un vuelo publicitario mal planificado, el 3 de septiembre de 1925. Resultó destrozado y murieron 14 miembros de su tripulación. El USS Akron (ZRS-4) fue golpeado por una ráfaga de viento y arrojado mar adentro en la costa de Nueva Jersey el 3 de abril de 1933. Como no llevaba botes de salvamento y pocos salvavidas, 73 de sus 76 tripulantes fallecieron ahogados o a causa de la hipotermia. El USS Macon (ZRS-5) se estrelló después de sufrir una falla estructural en su alerón superior costa afuera de Point Sur en California el 12 de febrero de 1935. Solo se perdieron dos vidas de una tripulación de 86, gracias a la inclusión de chaquetas salvavidas y balsas inflables después del desastre del USS Akron. El LZ 129 Hindenburg momentos después de incendiarse, 6 de mayo de 1937. Los británicos sufrieron su propia tragedia aérea en 1930, cuando el R-101, un modelo muy avanzado para su época, pero construido deprisa y enviado en un vuelo a la India antes de estar terminado, se estrelló en Francia con la pérdida de 48 de sus 54 tripulantes. A causa de la mala publicidad que rodeó al accidente, el Ministerio del Aire suspendió la operación del Dirigible ingles R.100 y lo vendió como chatarra en 1931. Ello a pesar de su exitoso vuelo inaugural cruzando el Atlántico. Sin embargo, el accidente más espectacular y recordado fue el incendio del Hindenburg el 6 de mayo de 1937, que evaporó la confianza en los dirigibles y marcó el triunfo final de los aeroplanos, de menor coste de construcción, pero de propulsión más cara. De las 97 personas a bordo murieron 36 (13 pasajeros y 23 tripulantes). Se mantienen muchas controversias sobre las causas del accidente. [editar]Segunda Guerra Mundial Mientras que los alemanes decidieron declarar a los dirigibles obsoletos para uso militar en la nueva guerra, y concentraron la investigación en los aeroplanos, los Estados Unidos continuaron un programa de construcción, a pesar de haber desarrollado una doctrina militar clara para los dirigibles. A la fecha del ataque japonés a Pearl Harbor, el 7 de diciembre de 1941, en que Estados Unidos se vio involucrado de lleno en la Segunda Guerra Mundial, tenía en operación diez dirigibles no rígidos: Cuatro de clase K: K-2, K-3, K-4 y K-5 diseñados como vehículos de patrulla, construidos a partir de 1938. Tres de clase L: L-1, L-2 y L-3 pequeños dirigibles de entrenamiento, producidos también a partir de 1938. Un clase G construido en 1936 para entrenamiento. Dos clase TC, que eran viejos modelos de patrulla diseñados para fuerzas de tierra, construidos en 1933. La Armada se los adquirió al Ejército de los Estados Unidos en 1938. Solamente las clases K y TC podían usarse para propósitos de combate, y fueron puestos rápidamente en servicio contra los submarinos japoneses y alemanes, que por entonces atacaban a los barcos estadounidenses dentro del rango visual de sus costas. El comando de la Armada, recordando el éxito antisubmarino de los WWI, requirió en forma inmediata la construcción de nuevos dirigibles antisubmarinos, y el 2 de enero de 1942 formó la unidad de patrulla ZP-12 con base en Lakehurst con los cuatro dirigibles clase K. Un mes más tarde se formó la unidad de patrulla ZP-32 con base en Sunnyvale, California, constituida por dos dirigibles clase TC y dos clase L. También se creó una base de entrenamiento de dirigibles. Entre los años 1942 y 1944 se entrenaron aproximadamente 1.400 pilotos y 3.000 tripulantes, y el personal militar total destinado a los dirigibles creció de 430 a 12.400 efectivos. Los dirigibles estadounidenses fueron fabricados por la compañía Goodyear en Akron, Ohio, que completó 154 unidades entre 1942 y 1945, incluyendo 133 de clase K, 10 de clase L, diez de clase G, y 4 de clase M, además de cinco clase L para compradores civiles. [editar]Misión de los dirigibles La misión de los dirigibles era patrullar y escoltar cerca de las costas estadounidenses. También sirvieron como centro de organización para los convoyes de barcos, y se usaron durante la búsqueda naval en operaciones de rescate. En menor medida, se utilizaron para reconocimiento aerofotográfico, colocación y limpieza de minas navales, transporte de paracaidistas y transporte de personal. Fueron muy exitosos en su tarea principal (la protección antisubmarina de buques), alcanzando la mayor tasa de éxitos de la Fuerza aérea de los Estados Unidos (87%). Durante la guerra, alrededor de 532 barcos fueron hundidos cerca de las costas estadounidenses por submarinos enemigos. Sin embargo, ni uno sólo de los aproximadamente 89.000 navíos incluidos en convoyes escoltados por dirigibles, resultó hundido por el fuego enemigo. Atacaban a los submarinos con cargas de profundidad y -con menos frecuencia- con otras armas a bordo. Podían competir con la baja velocidad de los submarinos, y bombardearlos hasta su destrucción. Por otro lado, los submarinos sumergidos no tenían medios de detectar la aproximación de un dirigible, mientras que estos podían verlos desde la altura. Solamente un dirigible resultó destruido por un submarino enemigo. En la noche del 18 al 19 de julio de 1943, un dirigible clase K (el K 74) de la división ZP-21 estaba patrullando la costa cerca de Florida. Usando el radar, localizó un submarino alemán en superficie. El dirigible atacó, pero el submarino hizo fuego antes. Las cargas de profundidad del dirigible no se soltaron mientras cruzaba sobre el submarino, y el K 74 recibió serios daños, perdiendo presión de gas y un motor, pero logró amarizar sin pérdida de vidas. La tripulación fue rescatada por lanchas de patrullaje en la mañana, a excepción de Isadore Stessel, quien falleció por el ataque de un tiburón. El submarino (U-34) resultó levemente dañado, pero al día siguiente fue nuevamente atacado por la aviación, recibiendo daños mayores que le obligaron a retornar a su base. El U-34 fue hundido el 24 de agosto de ese mismo año por un avión británico cerca de Vigo.5 [editar]En Europa Algunos dirigibles estadounidenses entraron en acción en el teatro de batalla europeo. La unidad ZP-14 operó en el Mar Mediterráneo desde junio de 1944, evitando totalmente el acceso de los submarinos del Eje por el estrecho de Gibraltar. Los dirigibles de la división ZP-12 tomaron parte en el hundimiento del último submarino antes de la capitulación alemana (el U-881) el 6 de mayo de 1945 junto con los destructores USS Atherton y USS Mobery.6 La Unión Soviética operó un único dirigible durante la Segunda guerra mundial. El W-12, cuya construcción se llevó a cabo en 1939, entró en servicio para entrenamiento de paracaidistas y transporte de equipamiento. Realizó 1.432 viajes transportando 300 t de carga hasta 1945. El 1 de febrero de 1945 los soviéticos completaron la construcción de un segundo dirigible, clase Pobieda, utilizado para limpieza de minas y recuperación de restos en el Mar Negro hasta que se estrelló el 21 de junio de 1947. En 1947 se encargó una tercera unidad, clase W-12bis Pobieda, que fue utilizada mayormente en entrenamiento de tripulaciones, desfiles y propaganda.

no les agas caso

Le doi mis dies al col of duty

la verdad.

La verdad sois unos frikis de animes i los comics nerdos nerdos nerdos

Gracias por.

Gracias por algunos comentarios de apoyo se agradece, apesar de que algunos se dedican a echar mierda en blogs ajenos espero que sigais visitando mi blog, y pueda compartir con vosotros mi pasion por los videojuegos, un saludo. y hasta proximas entradas.

------------