19 de Octubre de 2017
Abr
19

Yukio Mishima, el último japones en hacerse el harakiri.

Categorías: ,

Yukio Mishima ha sido y es considerado uno de los mejores escritores de Japón, lo nominaron tres veces al premio nobel, premio que nunca recibió por acabar en 1970 con su propia vida a los 45 años, mediante el ritual samurai seppuku (harakiri).

Mishima rendía culto a su cuerpo, pensaba en alcanzar un físico que represente su idea de la perfección, su intención era morir con el después de ganar el Nobel y restaurar los valores que Japón había perdido después de la restauración Meiji (introducción al mundo moderno de occidente). Con 45 años no consiguió el nobel, lo hizo otro japones, por lo que Yukio sabía que tendría que esperar muchos años hasta que se lo vuelvan a conceder a un japones. Decidió que no valía la pena esperar y que era la hora de proceder.

 

Si bien parece claro el motivo por el que quería morir, su muerte ha día de hoy esta llena de especulación y teorías diferentes, esto se debe a sus ultimas palabras antes de realizar el seppuku.

 

Mishima haciendo uso de su posición como persona, visitó junto con otros cuatro hombres al comandante del cuartel general de Tokio. Una vez en el interior, ataron al comandante a su silla y se atrincheraron en su despacho. Con un papel en mano, Mishima salió al balcón para dirigirse a los soldados que miraban perplejos al escritor. Su discurso pretendía inspirarlos a dar un golpe de estado y devolver el poder absoluto al emperador. Por este motivo hay quien dice que su muerte fue un mensaje de protesta. 

 

Mishima interpretando un harakiri para una película.  

Terminado el discurso, volvió al despacho del comandante y llevó a cabo su seppuku. Como marca la tradición, Yukio hincó su katána mas preciada en el estomago, llevándola de izquierda a derecha. El corte no fue demasiado profundo, pero bastó para hacerle señas a uno de sus hombres para que lo decapite.

Mishima estuvo cuatro años planeando esto, tenía todo meticulosamente preparado e incluso dejo dinero para que sus acompañantes pudieran costear sus juicios. A pesar de esto, cumplieron varios años de cárcel.

Si alguien quiere alimentar su morbo, hay imágenes reales de la cabeza de Mishima en la red fácil de acceder.

Un Saludo y espero que te haya gustado :) 

 

5
Valoración media: 5 (1 voto)

2 Comentarios:

Buena pieza de historia

Odio el morbo así que simplemente me contentaré bloqueando mi mente para que no imagine la cabeza rodando :P

Una pena que alguien con tanto talento se quite la vida, y además por razones insignificantes a la larga.

Gracias por tu comentario

Gracias por tu comentario LoganKeller :)