25 de Abril de 2018
Mar
23

Paramos Marcha Metálica Sólida (Time Paradox 3)

Buenas Tardes Tigretones!

Ahora sí que sí, viene la morralla fuerte, la punta de la campana de Gauss, la milf de tu bloque de pisos, el Batman de Nolan, la guinda del pastel, la analogía de tu mente perversa que prefieras, el magnifico e incomparable, el Skyrim sin parches! Que nooo ilusos! el Metal el Metal! Metal Gear Solid 3!

Este juego es, haciendo honor a una frase mítica de los grandes comentaristas de los videoxocs, la epilepsia pura. Todo todito está magníficamente hilvanado y depurado para tener una experiencia metal gear perfecta. Es esencia Metal Gear exprimida directamente de la fuente (me imagino que es un pecho turgente y copioso. No sé por qué. Bueno sí, para qué me voy a engañar coño).

Si tuviera que hacer un ranking típico de Youtube sobre las mejores cosas del juego, sin duda, en primera posición estaría su increíble historia (aparte, pasaría de poner imágenes del juego y pondría chicas de moral abierta y con claros problemas para escoger vestimenta no minimalista, para teneros excitados mental y físicamente y que con sólo escuchar "Cowboy BeBlog" os pongáis cachondos (bueno, aún más cachondos, guapetes, guiño guiño besito)).
Al no tener mucha herencia previa para este juego, el Koji se pudo soltar la melena y crear muchos personajes interesantes que potenciaban una muy buena historia y elevarla a la palabra esta que he dicho antes, magnífica (mierda, ya he creado una paradoja temporal pardiez). Para empezar, la grande "Di" Boss. Kojima (o el esclavo que tiene que le escribe los guiones), con una gestión de los tiempos en los vídeos impecable y unos diálogos magníficos, envolvió al personaje en un misticismo y un halo de misterio propio de un mentor. Esto hizo que no pudiera llegar a entender completamente al personaje en un principio, pero que con todo mi ser podía ver que ésta con una mirada me podía retrotraer a mi primera hostia como bebé (y te lo demostraba a la mínima). Aparte, el giro final del juego, me hizo comprender perfectamente las motivaciones de Big Boss (un giro, por cierto, muy similar a otro greatest hit japonés, Naruto, siendo Sasuke Big Boss, y Itachi The Boss). Con esto saltamos al mismo Big Boss que, para mi, supera por bastante en complejidad a Snake (lógico si tenemos en cuenta que tiene que pasar de ser un buen señor americano a un maleducado que no da la mano a directores de la CIA, y no sólo ir desmintiendo de manera obsesiva-compulsiva a cada persona nueva que conoce que él no es un héroe aunque pete un puto helicóptero, un tanque o un monstruo bípedo con capacidad nuclear de largo alcance). Tenemos también a Major Zero, que me encantó por su fanatismo a las películas y en especial a 007, con conversaciones por radio muy buenas, además de ser una parte muy importante en el lore futuro de la saga, y a Sigint aka Donald Anderson, que era negro.
Los enemigos tampoco se salvan de ser los más currados desde el primer Metal. The End, The Sorrow, The Fury, Volgin, Fatman, Ocelot etc. de todos puedo rememorar las batallitas con ellos (y estoy seguro que a vosotros os han venido flashes ahora al nombrarlos, estos momentos dejan huella en nuestros cerebros permeables videojuegiles). Y sí, he puesto la trampa de Fatman para testear vuestras mentes con mis juegos de jigsaw light que tanto me gustan, y demostrar la diferencia entre este juego y el segundo (que es una cosa que ya sabíais y que hace que estos juegos míos jigsaw de mierda sean totalmente innecesarios). Ah! y no nos olvidemos de Eva, con esa relación románticasesual con toques japoneses, y con un girito final que la afianza como un fuerte personaje femenino, más madura que Meryl.
En la parte jugable también vi un salto innovativo importante que me hizo disfrutar mucho del juego, con la parte de tenerte de curar tus heridas, los camuflajes, la barra de stamina ahora sí con un impacto palpable, el CQC y todo el juego que daba la flora y fauna de la selva. Esto impulsaba el juego a nuevos niveles, y como hizo el primer metal e intentan hacer todos los juegos de Kojima, te sorprendía.
Por cierto, que no se me olvide su banda sonora, sin duda, la mejor de la saga en su totalidad para mi (mis dos CDs maqueados que me curré lo confirman, again, todo legal y eso que incluso el SGAE me felicitó de pagar todos los royalties).

Por esta mezcla de historia perfectamente llevada y jugabilidad sorprendente y única, me parece que este metal gear es, spoiler alert, el más perfecto de toda la saga. Aunque eso si, no te sabría decir si me gusta más o menos que el uno, pero como no estoy haciendo un ranking de mierda de esos, tampoco lo tengo que decidir. Y bueno en el próximo blog un ranking de mis mejores mierdas. Con fotos!
0