20 de Diciembre de 2014
Jul
8

Reseña: The Last of Us

Categorías: 

El mundo post-apocalíptico de Naughty Dog  

Durante mucho tiempo ha existido un debate: ¿los videojuegos son arte? Vivimos en una época donde los tiros y las coberturas reinan, donde la acción pura y dura y los argumentos hollywoodense se anteponen a las historias reflexivas.

Por suerte, la nueva obra de Naughty Dog, creadores de la franquicia Uncharted, no va por ese camino.

The Last of Us es tan complejo a nivel argumental y jugable, que lo mejor es separarlo en dos apartados.

La historia de un viaje

The Last of Us es la historia de un viaje entre un hombre entrado en años y una adolescente. Lo interesante es que, si bien, el fin de la travesía es el argumento central del juego, Naughty Dog, toma como justificación esto para dar lugar a una serie de subtramas que se anteponen totalmente al objetivo importante de los protagonistas.

Y de esa forma, cada subtrama, algunas se hacen notar más que otra, buscan hacer reflexionar al jugador o que se termine por encariñar con los personajes.

En The Last of Us,  el jugador, puede sentirse totalmente quebrado (desde el punto de vista del alma) al ver un animal en un territorio donde reina el caos y solamente puede llorar al pensar: ¿y qué ocurrirá con estos animales? ¿Serán víctimas del hombre o de los infectados?

Y es imposible no derramar una lágrima.

 

Pero, también, The Last of Us puede lanzar una pregunta al aire que puede invitar al análisis durante días: ¿qué pasa con las personas que se convierten? ¿con sus almas?. El diálogo que da lugar a esta serie de preguntas, es probablemente uno de los momentos más espectaculares y conmovedores que ha dado la industria.

Hay situaciones donde el juego de Naughty Dog  transmite rabia hacia todo lo que nos rodea, hacia la humanidad, hacia el sentido egoísta de nuestra raza. ¿Hasta dónde somos capaces de llegar para conseguir lo que queremos en un territorio hostil?

Nostalgía es, probablemente, el sentimiento que va a acompañar al jugador durante las casi 15 horas que dura la aventura.

Hay que destacar, por sobre todas las cosas, lo bien dirigidas que están las cinemáticas, con melodías de una calidad impresionantes, pero lo interesante es que tampoco se abusan de ellas. El silencio es una parte crucial del mundo creado por Naughty Dog.

Cuando se anuncio The Last of Us y luego de su lanzamiento, han aparecido varias comparaciones con productos fílmicos. ¿Es parecido a The Walking Dead? ¿Es parecido a ‘’28 días después’’?

 

The Last of Us es un videojuego más cercano a la esencia de la serie The Walking Dead que a la franquicia creada por Danny Boyle.

¿Por qué? El tema de la infección  es un desencadenante, pero secundario en la historia, lo importante es mostrar la reacción de la raza humana ante la causa. ¿En qué nos convertimos los seres humanos cuando debemos sobrevivir?

En cierto momento, los infectados pasan a un segundo plano, para explayarse en las historia de vida, cosa muy distinta a lo que se ve en ‘’28 días después’’.

Y el inicio, con toda seguridad, es una instancia totalmente atípica para la situación actual de la industria, donde si no se está disparando desde el minuto uno ya no tiene gracia. Pero no solo por eso, sino porque es un prólogo que logra transmitir tensión, terror, suspenso y tristeza en tan solo 15 minutos. Sin dudas, una de las mejores situaciones que el redactor de este artículo ha vivido como gamer.

Hasta aquí ha llegado el análisis de la historia, lo mejor es que cada uno viva su experiencia sin spoilers. Pero lo que se puede decir es que a nivel argumental, es un juego que no dejará indiferente a nadie, ni siquiera su final, si se interpreta como se debe y concibe la idea de que Naughty Dog ha intentado innovar y no caer en lo predecible.

Sigilo, provisiones y administración

Si en el apartado anterior se decía que argumentalmente, The Last of Us es atípico, en lo jugable ocurre lo mismo. No sé trata de tirarse encima del enemigo a tiro limpio, como la gran mayoría de los juegos de hoy en día. En el juego de Naughty Dog hay que pensar para atacar, pero esto va a depender del nivel de dificultad que elijamos.

Si se va por la vía fácil (dificultad novato), lo más probable es que el juego  sea más benévolo con las equivocaciones, aunque, igualmente, descuidarse en demasía será una muerte segura, pese a estar en modo fácil.

En Normal, ya es necesario analizar el entorno y, cuando se le toma el truco al sigilo, es fácil aniquilar o pasar a través de los enemigos sin problemas, a veces sin perder vida. Por ejemplo, la combinación: cóctel molotov+granada de humo, es totalmente letal y puede que después de varias horas, el jugador termine apelando a la misma mezcla.

Ya en las dificultades más altas, es necesario un exhaustivo análisis de lo que rodea al jugador, así como utilizar gran parte de las provisiones, no basta con la combinación mencionada.

 

Y estas diferencias, entre dificultades, se deben a la cantidad de provisiones que tendremos. En fácil el usuario irá sobrado, en Normal estará siempre justo de balas, medicina y otros pertrechos, pero nunca llegará a estar totalmente vacío, lo cual es diferente en el modo Difícil y Superviviente.

En The Last of Us hay que administrar todo lo que se consigue, pero quizás no llega a niveles tan altos como en otros juegos, por ejemplo,  I am Alive, donde con suerte, se llegaba a tener dos balas en la recámara de la pistola.

Quizás uno de los puntos en contra del videojuego de Naughty Dog, es que se abusa en demasía de los momentos de sigilo. Al nivel de que el jugador puede llegar a pensar  que hay una regla de que toda situación debe terminar con la aniquilación de los enemigos en forma sigilosa. Esto cambia en los compases finales, donde se termina alternando la acción con el sigilo, pese a que siempre se termina anteponiendo este último.

Con esto no se busca criticar que el juego tenga mucho sigilo, sino que en cierto momento, The Last of Us se vuelve un tanto predecible, porque ya se sabe que después de determinadas situaciones se va a tener que apelar al sigilo y de esa forma se pierde el factor sorpresa. Por suerte, el juego reconoce esto e intenta cambiar su estructura jugable.

 

En lo que tiene que ver con la rejugabilidad, pues, para los amantes de las colecciones hay cosas para coleccionar como los colgantes de las Luciérnagas o los comics de Ellie. Para aquellos que gustan de desbloquear cosas, pues también estarán enhorabuena, debido a que hay mucho por hacer como desbloquear los atuendos de los protagonistas, algunos bocetos de los creadores, además de desbloquear una nueva dificultad desafiante, entre otras cosas. Y lo mismo para aquellos que prefieren mejorar a los personajes, que esto se logra, recolectando las pastillas, que tampoco abundan en demasía.

El modo historia tiene mucha rejugabilidad, pero, además, esta el modo multijugador, un apartado, que Naughty Dog ha sabido sorprendernos.

La gracia del multijugador de The Last of Us, es la cooperación y utilizar el sigilo. Aquí no existe la idea de correr por el escenario disparando a todos los usuarios, eso levará al jugador a una muerte segura. Aquí, lo importante, es trazar estrategias con los compañeros de equipo, buscar los flancos y atacar. 

Totalmente atípico a los multijugadores online que se suelen ver hoy en día en la mayoría de los videojuegos.

 

Conclusión: The Last of Us es un juego redondo, nostálgico, impresionante, largo, rejugable y es posible seguir diciendo adjetivos. Una pieza que,  seguramente, todos aquellos que posean una Playstation 3 deben probar y seguro que sabrán apreciar.

Es un producto atípico, no solamente por que se desmarca totalmente de los últimos trabajos de la desarrolladora (trilogía Uncharted) sino también porque ofrece un punto de vista poco explorado en esta generación: jugabilidad lenta y reflexiva.

Si este es el último trabajo de Naughty Dog para esta generación, se puede decir que se han despedido a lo grande, debido a que The Last of Us es una obra maestra.

Es cierto, que no es perfecto, que tiene sus errores, pero su trama es tan espectacular y transgresora como su multijugador inusual y eso hace que sus falencias se vean completamente tapadas. 

5
Valoración media: 5 (1 voto)

3 Comentarios:

No podría estar más de

No podría estar más de acuerdo en todo. El producto desarrollado por Naughty Dog es atípico en todas sus situaciones y su dificultad incluso en el modo fácil puede llegar a veces resultar muy dura. Para mí el mejor juego de PS3 seguido por Deus Ex y Castlevania Lords of Shadows.

Cierre copn broche de oro

Cierre copn broche de oro para Naugty Dog en esta generacion. Que juegazo, me ha encantado la campaña del juego, es intensa y transmite tantos sentimientos distintos. Increible lo que lograro. Inlcuso el multi es de lo mas original que he probado en algun multi, me ha pegado un gran vicio, pero es que la campaña esta simplemtente a otro nivel, es una obra maestra.

Este juego lo jugué en

Este juego lo jugué en casa de una amiga, no puedo decir mucho, pero me enteré en parte.

El juego es muy laureado y es difícil negarlo, pero hay muchísimos aspectos que tienen que mejorar como su linealidad, y los enemigos, y una mayor variedad en cuento a objetos.

Es un gran juego y muy original, pero en mi opinión, no se merece esa nota ni de lejos, un 9 o 9 y medio más o menos.

Un saludo.