25 de Abril de 2017

Archivo para Febrero de 2011 en Raccoon Hill, blog de RikkuInTheMiddle

Feb
23

Dragon Age II, Primeras Impresiones

 




¿Se puede juzgar un libro por la cubierta? Por supuesto que no, pero, ¿qué ocurre con los videojuegos? ¿Se puede juzgar un juego por una demo? Aquí es donde la respuesta varía: sí, si como en el caso que ahora nos ocupa, esa demo incluye los primeros minutos reales de juego. Sin más preámbulos, os dejo con las sensaciones que me ha dejado ese primer contacto con la secuela de Dragon Age Origins.

Pues sí, ya estamos de nuevo con otro de esos tops que tanta rabia nos da, pero ¿qué se le va a hacer? Una no tiene la imaginación ni la creatividad de Stephen King o John Grisham,... esto, mejor olvidad a Grisham en la ecuación...

 Para variar un poco de los típicos tops (los tios más sexies de los videojuegos, las perolas más grandes de los videojuegos, los retículos endoplasmáticos de los videoj...), he decidido tocar un tema que normalmente no suele ser tocado, más que nada porque escuece y es bastante doloroso, como es el tema de las IAs amigas, porque reconozcámoslo, una inteligencia absurda de un compañero manejado por la máquina es capaz de arruinar una experiencia de juego por si sola.

Típico disclaimer:
Esto es un top PERSONAL basado en las escasas experiencias videojueguiles de la que aquí escribe. Seguramente habrá mejores ejemplos de IAs absurdas de la época de los 8 bits, pero si se os ocurren algunas más para eso están los comentarios.

 

10 - Victor 'Goddam!' Sullivan (Uncharted)