26 de Julio de 2017

Archivo para Julio de 2012 en Casa Capitular de Atreides, blog de AtreidesXXI

 
Underworld es una de las sagas de fantasía que más me sorprendieron hace unos años. Una historia épica de lucha entre vampiros y licántropos con historia de amor incluida y cuyo parecido con la abominable saga Crepúsculo termina ahí. 
 
La primera película me impactó. Esperaba una peliculita de acción de serie B y desde luego lo era... solo que los efectos especiales eran muy resultones, la película tenía unas secuencias de acción muy bien rodadas y los actores sacaban todo el partido a sus arquetípicos personajes. Claro que es una ventaja contar con buenos actores para la película. Aparte de la guapísima Kate Bckinsale, Bill Nighy o Michael Sheen son dos soberbios actores que dieron a sus papeles de Viktor o Lucian mucho más empaque del que tenían sobre el papel.
 
La segunda película, Underworld Evolution,  mantuvo el interés, una película trepidante, buenos actores y buenos efectos. Se mantenían todos los ingredientes de la primera y aprovechan para incluir a Derek Jacobi (el inmortal Claudio de Yo, Claudio). Un disfrute para los sentidos y un modelo del cine palomitero.
Jul
30

Juegos terminados... y la falta de tiempo (II)

Categorías: , ,

Es el mejor juego de superheroes de todos los tiempos y uno de los mejores jeugos de aventuras. La ambientación es apabullante, con esa increíble recreación del Asilo de Arkham que parece por momentos escapada del comic de Morrison y Mckean y esos archivos sonoros de los enfermos mentales/supervillanos y del fundador del asilo.

A eso se unen los movimientos de Batman. Batman es un hombre muy rico que persigue la justicia desde que de niño le arrebataron a sus padres, a su infancia, a su vida en realidad y, en un momento de hundimiento casi terminal, tuvo una revelación de lo que tenía que hacer con su vida, abandonó la vida relajada e indolente de playboy que no le dejaba respirar y buscó una salida para la rabia y la sed de justicia que tenía dentro consagrándose a un único propósito: que no le pasara a nadie más lo que le sucedió a él. Años de entrenamiento con los mejores maestros alredodor del mundo le llevaron al límite de lo que puede alcanzar el cuerpo humano.

Jul
29

Juegos terminados... y la falta de tiempo (I)

Categorías: , ,

Como buen Geek que soy, intento jugar a todo aquello que parece bueno. Desgraciadamente, como no solo de videojuegos vive el hombre, sino más bien de su trabajo, hay que seleccionar bastante lo que juego. Ya ha pasado el ecuador del año y no han sido muchos los juegos que he terminado pero, al menos, todos ellos han merecido cada uno de los minutos que les he dedicado.

 La iluminación del juego es magnífica

 

Uncharted 3: La traición de Drake.

Tengo la curiosa teoría de que, a diferencia del cine,  la primera parte no es la mejor de una saga en los videojuegos. 

La primera parte es la idea nueva, la segunda es la perfección de esa idea con el presupuesto necesario para ello gracias al éxito de la primera. Las restantes suelen ser una forma de explotar económicamente la franquicia sin nada nuevo que aportar.

Afortunadamente, Uncharted 3 es una excepción.  Es un juego de aventuras con una muy buena historia, gran variedad de parajes y unos personajes muy bien definidos. Encima hay humor y la ambientación es de lo mejor que se haya visto. Es como Indiana Jones y la última cruzada y, de hecho, parece que va a haber película. Si es así, para el potagonista, por favor, que elijan a Nathan Fillion.

Aún así, a pesar de ser muy bueno, tiene algunas pegas. 

Jul
26

Ready Player One

Portada española
IMPRESIONANTE
En menos de 500 páginas, el autor, Ernest Cline, ha conseguido crear un mundo futuro pero no mucho (2.045) en el que un videojuego online masivo multijugador con acceso através de realidad virtual lo cambia todo y se convierte en prácticamente en Internet y en la vía de escape de una realidad desoladora. Vía de escape que puede ser la fortuna para los jugadores pues el autor del juego, al morir, ha creado una gymkana basada en sus gustos de los años 80 en la que el ganador se llevará toda su inconmensurable fortuna.
Con este planteamiento Ernest Cline ha conseguido buenos personajes con los que asistir a una búsqueda apasionante pero que no para todo el mundo. Las disquisiiones implícitas sobre software libre y propietario, el poder de las multinacionales, el ecologismo y algunos temas profundos están muy bien integrados en la trama como parte del contexto y no como alegatos o discursos. Por tanto, el problema no es que la trama no sea interesante ni muy variada la búsqueda, con dificultades retadoras para los protagonistas y soluciones ingeniosas y creíbles, el posible problema es que el libro dejará a mucha gente con la impresión de que se han quedado en la superficie, de que no es muy accesible.